?


CASA EFICIENTE

La más ahorradora: así es una casa con calificación energética A

Ángela Zorrilla

Compartir

Ocho de cada diez edificios en España cuentan con una calificación de eficiencia energética E, F o G; es decir, son viviendas que consumen más recursos de los necesarios, según el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía. Se necesitaría –alerta un informe elaborado por Green Building Council España- invertir cerca de 40.000 millones de euros en los próximos diez años para acabar con esta ineficiencia.

Para catalogar el parque edificado se analiza el aislamiento térmico, el uso de paneles solares, energías renovables, sistemas de iluminación, etc. De ahí nace la certificación de eficiencia energética. Pese a que las casas con calificación energética A no abundan en España, sí existen y son un buen ejemplo en el que fijarse para mejorar la eficiencia de nuestra vivienda. ¿Dónde encontrarlas? La mayoría en las Islas Canarias o Castilla y León. Y son eficientes por su apuesta por las energías renovables, la domótica, la iluminación o sus aislamientos térmicos y acústicos. Optar por estas mejoras energéticas puede ahorrar hasta 1.000 euros al año en gas y electricidad, por ejemplo.

Media de gasto anual en una vivienda con certificación energética A

EN CALEFACCIÓN, REFRIGERACIÓN Y AGUA CALIENTE

Al año

200€

Consumo medio de energía por m2

EN LOS EDIFICIOS DE ESPAÑA

KWH/M2/Año

140

En una vivienda de alquiler con certificación energética G, la media de gasto anual en calefacción, refrigeración y agua caliente puede ser de hasta 1.500 euros, frente a los 200 de la categoría A.

¿Qué son las calificaciones energéticas?

La certificación energética de una vivienda se presenta en siete niveles. De la letra A, que reúne a los hogares más eficientes, hasta la letra G, para los menos eficientes. La etiqueta energética de una vivienda –obligatoria en España desde 2013 para vender o alquilar una vivienda- analiza el consumo y las emisiones de CO2.

Por tanto, desde el punto de vista de las facturas energéticas que se pagan al final del mes como desde la amortiguación del cambio climático, “son una herramienta clave para saber en qué punto estamos y a qué podemos aspirar”, considera Javier Tobías, del área de Energía y Personas de ECODES.

Despacio pero sin pausa, se va incrementando la demanda energética renovables

EN LOS HOGARES ESPAÑOLES

19,5%

energías renovables

La edificación es uno de los sectores que más contamina en todo el mundo

Cómo construir una casa eficiente

Según la Comisión Europea, la edificación es uno de los sectores que más contamina en todo el mundo. De hecho, en la Unión Europea supone el 40% del consumo energético y el 36% de las emisiones de CO2. Por todo ello, la sostenibilidad se ha convertido en un objetivo global y la UE se compromete a reducir todas esas emisiones de carbono, en más de la mitad, antes de 2030. El desafío es que en 2050 haya un parque inmobiliario neutro.

Así que a la hora de construir nuevas viviendas es crucial hacerlo con criterios eficientes. Para Daniel Sanz, del área de Políticas Públicas y Gobernanza, en función al clima y otros elementos del lugar, “debemos tomar decisiones como la orientación y el tamaño de las ventanas, la colocación de elementos de protección solar, el espesor necesario de los muros para aislar de las temperaturas exteriores e, incluso, la propia forma de la casa o la presencia de patios”.

Energías renovables

Instalando paneles solares en casa se puede ahorrar hasta un 70% en la factura de la luz gracias a la energía 100% renovable del sol. Es decir, cada uno se produce su propia energía gratis y, además, se puede monitorizar y controlar el consumo de energía en el hogar.

Estas soluciones de energía solar fotovoltaica reducen las facturas y cuidan del planeta y pueden utilizarse tanto si la vivienda está conectada a la red eléctrica o si está aislada, en cuyo caso se produce, almacena y consume la propia energía reduciendo, a su vez, emisiones.

Aerotermia

La aerotermia es una fuente de energía renovable que se ha puesto de moda “haciendo que las bombas de calor –los aparatos que utilizan la aerotermia– sean un sustituto ideal para las viejas calderas de toda la vida”, explica Javier Tobías. Es un elemento clave en la transición energética. Se puede o bien refrigerar ciertas zonas de la casa o asegurar calefacción únicamente usando la energía que hay en el aire. Y supone un 30% menos de energía.

Podemos combinar la aerotermia con placas solares para optimizar aún más la energía

Aislamientos térmicos y acústicos

Existen aspectos importantes como las ventanas, que se recomiendan aquellas que tengan vidrio doble con cámara de aire intermedia, o las instalaciones de calefacción y refrigeración eficientes (radiadores de baja temperatura, bombas de calor, termostatos inteligentes…).

Domótica

La domótica es una gran apuesta que no solo aporta confort, sino que ayuda a gestionar el uso de energía y a ahorrar agua y electricidad. Con esta tecnología inteligente se puede manejar la potencia de la luz para aprovechar la luz natural; utilizar sensores que detecten cuando hay que regar; o subir y bajar las persianas de forma automática.

Iluminación

Usar bombillas de tecnología LED es el primer paso. Éstas consumen hasta un 80% menos que una bombilla incandescente tradicional. Otra opción es instalar reguladores de luz y detectores de presencia que son muy prácticos para regular la cantidad de luz que se usa y ahorrar en la factura.

Las viviendas eficientes y sostenibles ya están en el punto de mira de muchos españoles. Un estudio reciente de Fotocasa corroboraba que el 54% de la población en proceso de mudarse a una casa de propiedad pagaría más si ésta fuera sostenible.

Una casa eficiente y sostenible permite, en primer lugar, reducir enormemente las emisiones de carbono. Los portavoces de ECODES aseguran que, en España, las emisiones de CO2 asociadas a los edificios son, aproximadamente, el 36% del total, y el 40% del consumo energético total también recae sobre los edificios. También permite reducir los consumos energéticos, lo cual se traduce en unas facturas menores.

Finalmente, para que un hogar sea realmente eficiente no hay que olvidarse de “los materiales que se utilizan, por su cercanía de extracción y producción y por la capacidad de reutilizarlos, reciclarlos o repararlos”, finaliza Daniel Sanz.

Viviendas de alquiler. ¿Qué se puede hacer?

A la hora de entrar a vivir en una vivienda de alquiler, los nuevos propietarios tienen en sus manos ciertas mejoras que harán que su hogar sea más sostenible para su bolsillo y para el planeta.

Por ejemplo, si el piso está vacío y hay que comprar nuevos electrodomésticos es importante comprobar su etiqueta energética antes del desembolso. Los mejores son aquellos A+++, A++ o A+. Y, otro gran paso es sustituir todas las bombillas de la casa por luces LED.

Los edificios pasivos son capaces de ahorrar energía.

UNA VIVIENDA PASSIVHAUS CERTIFICADA SUPONE

-90%

en el consumo energético

La eficiencia energética más exigente

Para finalizar, vale la pena mirar más allá y conocer los estándares, cada vez más exigentes, que van surgiendo en todo el mundo. Si no, España corre el riesgo de quedarse atrás y ser uno de los países que más lentamente avance hacia los edificios sostenibles.

Sin duda, el estándar más internacional y avanzado es el passivhaus, que habla de aquel edificio pasivo capaz de ahorrar energía. Son construcciones que aprovechan al máximo la radiación y la luz solar y que incorporan sistemas de ventilación mecánica, por ejemplo, y un excelente aislamiento térmico.

Tras más de 30 años contrastando su eficacia, es el más alineado con la lucha contra el cambio climático tanto en las nuevas construcciones como en la rehabilitación de viviendas. Si comparamos una vivienda passivhaus certificada y otra construida de forma convencional en un mismo municipio las cifras hablan por sí solas. La primera consumirá cerca de un 90% menos de energía al año.

todos
hacemos
el cambio

El futuro sostenible ha de ser verde y para construirlo, todos podemos aportar nuestro granito de arena. Podemos cambiar la forma en la que vivimos para vivir mejor, la manera en que consumimos para consumir mejor, el modo en que nos cuidamos para cuidarnos mejor.Ese es el compromiso de Todos hacemos el cambio, un proyecto con el que Leroy Merlin quiere ayudarnos a crear un mundo más sostenible, responsable, inteligente y limpio desde lo más íntimo de nuestra vida: nuestros hogares.

Poniendo al ciudadano en el centro, este proyecto pretende inspirar y concienciar a los lectores para que sepan que ellos también pueden ser los protagonistas de un movimiento que, sin duda, acaba haciendo mejor no solo al planeta o a nuestros hogares, también a nosotros mismos. Materializar esta aventura depende de todos. Si quieres, también de ti.

Transformando el mundo desde un lugar tan cercano como nuestro hogar

Coordinación: Cecilia Marín
Diseño UI y Dirección de Arte:
Alessandro Marra
Maquetación:
Silvia González
Eva Marina
Infografías:
Pedro Jiménez

CASA EFICIENTE

La más ahorradora: Así es una casa con calificación energética A

Ocho de cada diez edificios en España cuentan con una calificación de eficiencia energética E, F o G; es decir, son viviendas que consumen más recursos de los necesarios, según el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía

© Salamancahoy

Calle Azafranal 16, 1º, 37001 - Salamanca