?


Contenido desarrollado para

INSTITUTO PULEVA DE NUTRICIÓN

8 de cada 10 españoles no cubren la ingesta de calcio diario recomendado, ¿eres uno de ellos?

El calcio es un nutriente esencial para una óptima salud ósea, muscular y articular. No obstante, un 80 % de la población española no consume la cantidad diaria recomendada de este nutriente.

Alicia Rivera

Compartir

A la hora de plantear nuestra alimentación, nos guiamos por diferentes criterios. Por ejemplo, escoger opciones apetitosas o económicas. O bien platos que se preparen rápido para ajustarse a nuestra frenética rutina. Desafortunadamente, es habitual que en esta planificación dejemos de lado las necesidades nutricionales, o bien demos por hecho que las estamos cubriendo con éxito, cuando no siempre es así. 

Aunque todos los alimentos reportan nutrientes importantes para nuestro organismo, cabe resaltar dos que resultan fundamentales para la salud ósea. Se trata del calcio y la vitamina D. De hecho, estos no solo contribuyen a tener unos huesos más fuertes, sino que además influyen en una buena salud de músculos y articulaciones. A pesar de ello, la población española presenta un notable déficit en el aporte de estos nutrientes.

El déficit de ingesta de calcio en la alimentación

La mayor parte de la población española no cumple con las recomendaciones diarias de nutrientes esenciales como el calcio, el magnesio y la vitamina D, los cuales influyen significativamente en el mantenimiento de una buena salud ósea, muscular y articular. 

“El Calciometro”, la calculadora online del Instituto Puleva de la Nutrición, completado por más de 150.000 personas, reveló que el 80 % de la población española no alcanza las ingestas recomendadas de calcio, un mineral vital para mantener una estructura ósea fuerte y prevenir enfermedades como la osteoporosis.

Está demostrado que la leche es un alimento básico rico en nutrientes como el calcio, el fósforo, el magnesio, el zinc, el yodo y el selenio, así como las vitaminas A, D y del complejo B. Por eso, la recomendación de la Fundación Española de Nutrición (FEN) y la Fundación Iberoamericana de Nutrición (FINUT) es consumir entre dos y cuatro raciones de leche y sus derivados lácteos al día. 

La leche enriquecida, aliada para cumplir con el calcio diario necesario

La leche es el mejor vehículo para el consumo del calcio diario recomendado. Gracias a su composición rica en vitaminas, proteínas y fósforo, favorece su absorción en mejor media que otros alimentos, siendo la mejor fuente por cantidad y calidad de calcio por ración en comparación con otros alimentos.

Ahora bien, el tipo de leche también resulta determinante a la hora de cumplir con la ingesta de calcio diario necesario. Según los datos de “El Calciometro” recopilados entre 2019 y 2022, cuando la leche consumida es clásica (ya sea entera, semidesnatada o desnatada), sólo el tramo de edad de 4 a 9 años alcanza las recomendaciones diarias de calcio. El resto de los tramos de edad se encuentra muy por debajo de las recomendaciones, en torno al 80 % de la pauta ideal. Resulta especialmente preocupante el caso de las mujeres embarazadas, quienes apenas alcanzan el 67 % de la recomendación. Por otro lado, los datos recabados constataron que conforme pasan los años, la ingesta de calcio es cada vez menor, quedando así más lejos de las recomendaciones.

La situación cambia cuando la leche consumida es enriquecida con calcio, pues de este modo sí se alcanzan las recomendaciones. Excepto en el caso de las mujeres embarazadas, que se quedaban en el 90 %, y las mujeres mayores de 65 años, quienes se quedaban en el 91 %.

Además, los datos que aportó “El Calciometro” eran coincidentes con los de otros estudios. El hecho de que el tramo de 4 a 9 años sí alcance las recomendaciones tiene que ver con que las leches enriquecidas se consumen en más hogares (en torno al 25 % del total) y a que la frecuencia de consumo era más alta que en otros tramos de edad, según datos del “Consumer Panel” de Kantar.

Existía también una correlación entre la penetración de las leches enriquecidas y en qué medida cada tramo de edad alcanzaba las recomendaciones. Sólo mejoraba ligeramente la situación en el tramo de 65 años y más cuando consumían leches enriquecidas, algo que coincidía con los datos de penetración de Kantar, ya que este era el segundo segmento de población con más hogares consumidores de leches enriquecidas (un 16 %). 

¿La buena noticia? A raíz de esta información, el 60 % declaró haber empezado a tomar medidas para resolver la situación, incorporando alimentos con mayor contenido en calcio en su dieta.

Cómo saber si estás cumpliendo con el consumo diario recomendado de calcio, magnesio y vitaminas C y D

El Instituto Puleva de la Nutrición ha renovado su “Calciometro”, presentando el nuevo “Calciometro Plus”. Esta versión va más allá de medir la ingesta diaria de calcio, siendo más avanzada, pues no solo evalúa cuánto calcio consumimos, sino que también considera otros nutrientes esenciales como el magnesio y las vitaminas C y D, que son a su vez cruciales para el mantenimiento de una estructura ósea robusta y la funcionalidad muscular y articular.

Con el “Calciometro Plus”, los usuarios pueden obtener una visión de cómo su dieta afecta a su salud ósea, muscular y articular, observando el impacto de sustituir su vaso de leche habitual por otro de leche enriquecida con estos nutrientes, como es el caso de Puleva Vita Calcio. 

Resulta tan sencillo como registrar en la herramienta la ingesta diaria de determinados alimentos (leche, yogur, queso, pescado, carne, huevos, frutas y verduras). El propio “Calciometro Plus” se encarga rápida y gratuitamente de calcular si estás cumpliendo debidamente con las ingestas diarias recomendadas de calcio, vitamina C, vitamina D y magnesio. 

© Salamancahoy

Calle Azafranal 16, 1º, 37001 - Salamanca