Borrar
Roberto Fernández. Cedida por Roberto Fernández
Roberto Fernández, el salmantino sin límites para estar entre los mejores culturistas naturales de Europa

Roberto Fernández, el salmantino sin límites para estar entre los mejores culturistas naturales de Europa

La celebración del 'ICN European Championship' en Salamanca comenzará el sábado 1 de julio en el Palacio de Congresos

Nerea Fernández

Salamanca

Jueves, 29 de junio 2023, 21:19

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La celebración del 'ICN European Championship' en Salamanca acogerá a atletas dedicados al culturismo natural en toda Europa. La competición tendrá lugar en el Palacio de Congresos, el sábado 1 de julio, donde debutará el campeón salmantino, Roberto Fernández. El deportista cuenta cómo a través de su esfuerzo y dedicación ha conseguido rodearse de los más grandes culturistas de esta modalidad. «Cuando sientes que vales para algo, apuestas por ello hasta el final». Este fin de semana, el atleta debutará en el Campeonato Europeo de Culturismo Natural después de un año apartado de la pasarela, «la dureza y el sacrificio de este deporte no nos permite competir todos los años, tenemos que dejar al cuerpo descansar». Además, destaca que el físico es el resultado del trabajo duro y de la disciplina de cada día.

Trabajo duro y disciplina para ser un campeón

«Nunca estoy conforme, siempre me exijo mucho a mi mismo», estas son las palabras de un deportista que lleva año y medio de entrenamientos y dietas que tratan de conseguir su «perfección». Roberto siempre estuvo muy ligado al deporte, practicaba kick boxing y atletismo; a los 15 años se trasladó desde Pitiegua de Armuña, su localidad natal, hasta Salamanca y posteriormente en la Universidad de Salamanca fue cuando conoció esta competencia, «realmente me tocó un año gratis de gimnasio y ahí empezó todo, siempre tuve muy buen potencial y desde hace tres años compito para ser el mejor».

Cambio físico y campeonatos

«Llevo dentro de este mundillo muy poco tiempo, lo que pasa es que nada más entrar destaqué». Roberto empezó a competir en el año 2021, «la primera vez que competí quedé segundo en el campeonato de España, pasé de ser amateur a profesional y desde entonces ya aposté fuerte por este deporte». El atleta se describe como una persona muy inconformista, que siempre quiere más, «miro hacia atrás y valoro el cambio, me siento muy orgulloso».

En el culturismo natural hay que competir un año si y un año no para que el físico se recupere, «nos sometemos a una pérdida de grasa brutal y el cuerpo no puede soportarlo mucho tiempo porque te destroza el sistema nervioso». Cuando Roberto empezó en el gimnasio ya tenía una buena base y destacaba frente al resto por eso decidió competir y una vez alcanzado la categoría profesional, debutó también como profesional y quedó tercero de España; «esto me motivo mucho y unas semanas después me presenté al Mundial y quedé cuarto».

2021 - 2023
2021 - 2023

Sus resultados hablan por sí solos y ahora en 2023 vuelve a competir en la categoría de 'Men Physique Profesional'. Reconoce que como siempre ha estado ligado al deporte no siente un cambio físico tan grande, «cuando quedo con alguien que hace mucho tiempo que no me ve, nota la diferencia, pero yo trato de superarme y mejorar cada día». El culturismo natural es de los deportes más sacrificados y menos valorados, «llevo año y medio preparándome para subir a la tarima 15 minutos y en ese poco tiempo no se ve todo el trabajo que hay detrás». En esta modalidad están supervisados por la WADA Federación Antidopaje y si los atletas no están limpios se arriesgan a ser sancionados con multas muy elevadas.

Rutina diaria

Las rutinas tienen que estar marcadas por una buena organización, el cumplimiento de las dietas, de los entrenamientos y la vida social según el protagonista de esta historia, «queda más en un segundo plano». Roberto se levanta entre las 07:30 y las 08:00 horas y le envía el reporte al preparador, «en el reporte ve las fotos de cómo está mi físico y él decide si debo aumentar o quitar comida y agua». Después de eso desayuna, entrena y va a trabajar, «yo soy socorrista durante todo el año, me permite compaginarlo sin perder grasa ni calorías».

«Cuando te dedicas al culturismo natural tu vida social se queda en un segundo plano»

En el descanso hace su segunda comida de media mañana y al salir de trabajar realiza su tercera comida, «por la tarde vuelvo a trabajar, meriendo y al salir hago cardio dependiendo de si he cumplido con los objetivos del día o no, por un lado tengo el entrenamiento de pesas y por otro el cardiovascular». Para finalizar el día toma la cena, descansa o trata de quedar con algún amigo, «este deporte no me permite tener mucha vida social, además, por las noches a veces trabajo de portero en una discoteca».

Roberto empezó a trabajar con 17 años y desde entonces no ha parado, «ahora mismo no puedo vivir del culturismo y tengo que trabajar para poder costearme mis gastos», aún así, reconoce que esta modalidad le ha robado mucha vida social pero, le ha permitido darse cuenta de las personas que están de verdad y cuáles solo por ocio. El atleta espera vivir algún día del culturismo que es lo que más le gusta, por el momento, está sacando cursos y preparándose para opositar a Guardia Civil el año que viene. «Doy el cien por cien en los campeonatos y en mi vida en general». Finalmente, Roberto opta a convertirse en el campeón de este Campeonato Europeo en la ciudad que le ha preparado para ser el mejor entre los mejores.

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios