Borrar
Avelino Gómez
Alemania suaviza su postura ante la prohibición de los coches de combustión a partir de 2035

Alemania suaviza su postura ante la prohibición de los coches de combustión a partir de 2035

Se muestra dispuesta a respaldar el texto a cambio de «garantías» para los vehículos impulsados por combustibles sintéticos

Olatz Hernández

Viernes, 24 de marzo 2023, 12:21

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El bloqueo de Alemania a la prohibición de los coches de combustión en la Unión Europea a partir de 2035 podría tener los días contados. El ministro de Transportes alemán, Volker Wissin, ha asegurado este jueves que Berlín ha «suavizado su postura» respecto a esta medida, clave en el paquete climático del continente. Según una información publicada por el diario alemán 'Der Spiegel' el Gobierno federal habría mandado una «propuesta de compromiso» a la Comisión Europea vía mail.

Hasta ahora Alemania se había enrocado en la petición de que los vehículos de combustión impulsados por e-combustibles se puedan seguir matriculando más allá de 2035. Ya el jueves, el canciller Olaf Scholz destacó que «hay un consenso» para incluir la petición de Berlín y que la negociación «va por buen camino». Al parecer, según el ministro de Transportes germano ha asegurado que el país «se ha retractado» de su demanda para que se renegocie y se cambie el texto pactado con la Comisión Europea, un proceso que podría llevar años. A cambio, pide garantías de que se creará una categoría especial para los vehículos impulsados por e-combustibles a partir de 2035.

El resto de Estados miembros, especialmente Francia, se habían negado tajantemente a reabrir y modificar el informe pactado entre los países europeos, la Comisión Europea y el Parlamento Europeo. La luz verde alemana a esta medida climática llegará a cambio de que Bruselas se comprometa a permitir la venta de vehículos de combustibles sintéticos a partir de 2035, según apunta 'Der Spiegel', que ha tenido acceso a la propuesta de Berlín.

Bruselas, por su parte, ya abrió la puerta a aceptar este tipo de vehículos de combustión, siempre que no utilicen combustibles fósiles y no generen gases contaminantes. La modificación que exige Alemania podría llevarse a cabo a través de un acto delegado, que podría «completar o modificar» la propuesta actual.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios