Borrar
La plataforma de criptomonedas Genesis se declara en quiebra

La plataforma de criptomonedas Genesis se declara en quiebra

La firma se convierte en la nueva víctima de este segmento de mercado tras el colapso de FTX y el impago del fondo Three Arrows

Clara Alba

Madrid

Viernes, 20 de enero 2023, 12:36

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El golpe que ha supuesto el colapso de la plataforma de criptoactivos FTX para este segmento de mercado se cobra una nueva víctima. La firma de negociación y préstamo de criptos Genesis Global Holdco y dos de sus filiales, Genesis Global Capital y Genesis Asia Pacific, se han declarado en quiebra, acogiéndose a la protección del Capítulo 11 del Código que regula este tipo de procesos en EE UU.

De este modo, Genesis se convierte en la última víctima del 'criptoinvierno' que asola el sector tras el mencionado caso de FTX y el impago del fondo Three Arrows. Según los datos públicos de la firma, sus activos y pasivos oscilan entre 1.000 y 10.000 millones de dólares (925 y 9.248 millones de euros), mientras que cuenta con más de 100.000 acreedores.

Ya el pasado 16 de noviembre, Genesis Global Trading suspendió de forma temporal todas las retiradas de fondos de su filial de crédito ante «una agitación en el mercado sin precedentes que ha dado lugar a solicitudes de retiro que exceden nuestra actual liquidez».

Genesis ha informado de que dispone de más de 150 millones de dólares (139 millones de euros) en efectivo, lo que en principio proporcionaría liquidez suficiente para respaldar sus operaciones comerciales en curso y facilitar una reestructuración de la empresa.

La idea es que, tras presentar la solicitud de quiebra, la compañía inicie un proceso de reestructuración con el objetivo de llegar a «una solución holística para su negocio de préstamos». En concreto, la hoja de ruta pasaría por una operación de venta o bien un aumento de capital, «que permitiría que el negocio emerja bajo una nueva propiedad». Los ingresos servirían para pagar a los acreedores.

«Ante los problemas de liquidez causados por los recientes desafíos extraordinarios en nuestra industria, incluido el incumplimiento de Three Arrows Capital y la quiebra de FTX, una reestructuración judicial presenta la vía más efectiva para preservar los activos y crear el mejor resultado posible para todas las partes interesadas de Genesis», explicó Derar Islim, consejero delegado interino de Genesis.

Lo cierto es que tras un año nefasto para el sector, con bruscas caídas que rondaron el 70% para criptos tan populares como el bitcóin o el ethereum, estas monedas virtuales habían conseguido recuperar parte de su valor en un entorno en el que el apetito por el riesgo ha resurgido en el mercado.

Sin embargo, aún persisten serias dudas en torno al futuro de un sector que sigue sin contar con una regulación propia que otorgue mayor transparencia y seguridad a los inversores. En España, la aparición de este nuevo tipo de activos es una de las grandes preocupaciones de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) o el Banco de España.

No es un problema de las tecnologías que las sostienen, como el blockchain, donde ambas instituciones observan capacidad y ventajas en términos de eficiencia, ahorro de tiempo y también costes.

El riesgo lo ven en las propias criptomonedas. El presidente de la CNMV, Rodrigo Buenaventura, insistía esta misma semana en que «son poco interesantes y bastante inútiles socialmente». «Espero que en unos años nos hayamos olvidado de ellas y estemos hablando de cómo aplicar DLT o Web 3 a instrumentos financieros de verdad, o a criptomonedas generalmente aceptadas, no a tokens de juguete», indicó.

El descalabro sufrido por los criptoactivos en 2022 y las malas prácticas detectadas en algunos de sus actores han reactivado la urgente necesidad de poner fin a través de la regulación al peligroso cóctel de volatilidad, especulación e incluso incomprensión que desde sus orígenes ha rodeado a este mercado.

En este punto, se espera que la Comisión Europea se convierta este 2023 en pionera con la aprobación de MiCA (Markets in Crypto Assets), la regulación con la que se intentará poner orden en el mercado, obligando a este tipo de plataformas a cumplir severos requisitos para poder operar previo registro autorizado.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios