Borrar
El expresidente angoleño Eduardo dos Santos, fallecido el viernes en Barcelona. reuters
Un juzgado de Barcelona ordena la autopsia del expresidente angoleño Dos Santos

Un juzgado de Barcelona ordena la autopsia del expresidente angoleño Dos Santos

La hija del exmandatario denunció el lunes ante los Mossos d'Esquadra un presunto intento de homicidio

AGENCIAS

Sábado, 9 de julio 2022, 22:44

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El juzgado de guardia de Barcelona ha ordenado hacer la autopsia al expresidente de Angola Eduardo dos Santos, que murió el viernes en la clínica Teknon. Mientras, los despachos de abogados que representan a su hija, Tchizé dos Santos, aseguraron que ven «un cúmulo de indicios de que la muerte fue favorecida» presuntamente por su exmujer, su médico personal y personas cercanas al Gobierno angoleño.

La hija del exmandatario denunció el lunes ante los Mossos d'Esquadra un presunto intento de homicidio y el viernes pidió no entregar el cuerpo de su padre hasta hacerle la autopsia por «temor» a que fuera trasladado a Angola. También explicó que Dos Santos quería ser enterrado en España y rechazó un funeral de Estado en Angola, donde su familia «viene sufriendo una fuerte persecución política liderada ideológicamente por el nuevo Gobierno y el presidente Lourenço». Por eso, criticó que «el ministro angoleño Téte António se ha desplazado a Barcelona para conseguir que el cuerpo de Dos Santos sea trasladado a Angola tras su fallecimiento» a pesar del deseo del expresidente y sus hijos.

Desde el bufete explicaron que Dos Santos y su exmujer se separaron en 2017, tras abandonar él la Presidencia y posteriormente mudarse a Barcelona, aunque «ya hacía años que no tenía una relación de pareja». En los últimos años ella ha hecho apariciones públicas como primera dama de Lourenço. El pasado mes de abril la mujer visitó a Dos Santos y se instaló en su residencia. Desde entonces, prosiguió el equipo legal, «aisló» al expresidente de sus hijos y le restringió el tratamiento de fisioterapia muscular y respiratoria que recibía, anulando visitas con su equipo médico español.

Los abogados señalaron que «desde que llegó a Barcelona y se instaló en la casa de Dos Santos, la salud de éste empeoró gravemente, de modo que cada vez tenía más afectadas sus capacidades físicas» hasta terminar ingresado en una unidad de cuidados intensivos de la clínica Teknon. A su parecer, su vinculación con el actual presidente del país sudafricano es «incontrovertida» y, según ellos, en los círculos políticos angoleños la presencia de la exmujer se interpreta como una forma de limitar los posibles daños políticos y mediáticos a Lourenço a causa de muerte de Dos Santos en periodo electoral.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios