Borrar
Imagen tomada desde otro barco de la explosión provocada por la mina en el carguero panameño.
Dos heridos al colisionar un carguero panameño con una mina en el Mar Negro

Dos heridos al colisionar un carguero panameño con una mina en el Mar Negro

Ucrania y Rusia se acusan mutuamente de colocar dispositivos explosivos flotantes en la ruta usada para exportar cereales

Ramona Asla

Jueves, 28 de diciembre 2023, 19:03

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La marina mercante vive tiempos convulsos en un marco bélico que ha puesto en su punto de mira a algunas de las principales rutas. Si durante los últimos días las grandes empresas consignatarias afrontan con preocupación la violencia que, de manos de los hutíes proiraníes y enemigos de Israel, planea sobre el Mar Rojo, ayer el foco se giró hacia el Mar Negro, uno de los campos de batalla de la ya dilatada contienda que enfrenta a Ucrania y Rusia.

Sobre sus disputadas aguas un buque de carga con bandera de Panamá que se dirigía a los puertos de la desembocadura del Danubio para cargar grano colisionó en la madrugada de este jueves con una mina marina, dejando al menos dos heridos e importantes daños en la embarcación. Las autoridades de Kiev responsabilizaron inmediatamente a Moscú, mientras que desde el Kremlin se culpó del accidente a las fuerzas comandadas por Volodímir Zelenski. Rusia basó su acusación en el hecho de que el carguero navegaba por una ruta alternativa promovida por Kiev, que, por su parte, inscribió el incidente en la campaña de las tropas de Vladímir Putin iniciada a principios de verano contra el transporte marítimo y las infraestructuras portuarias.

Pero lo único comprobado es que el navío chocó con un dispositivo explosivo, al parecer huérfano. «El barco perdió velocidad y control, y se produjo un incendio en la cubierta superior. Unidades de la Guardia Marítima y del Servicio de Búsqueda y Salvamento socorrieron con rapidez a la tripulación», rezaba un comunicado del Ejército ucraniano difundido a través de Telegram.

Marinero evacuado

El capitán fue atendido en el momento sin que sus lesiones se manifestaran graves, mientras que un marinero de nacionalidad egipcia tuvo que ser trasladado a un hospital de la cercana ciudad de Izmail, donde se recupera satisfactoriamente, según informó en una rueda de prensa el jefe de la fiscalía regional de Odessa.

«Las fuerzas de defensa continúan garantizando la seguridad de la navegación civil en condiciones de intensa explotación marina por parte del enemigo», añadieron desde el comando sur de las Fuerzas Armadas de Kiev. Añadieron que «el clima tormentoso a menudo aumenta el peligro de las minas», por lo que han reiterado su llamamiento a la comunidad internacional para colaborar con las labores de desminado en aguas del mar Negro.

Rusia se desmarcó el pasado verano del acuerdo suscrito con la mediación de Naciones Unidas que garantizaba una ruta segura en el mar Negro, si bien desde Ucrania han impulsado trayectos alternativos que bordean las costas occidentales del Mar Negro para dar continuidad a la exportación de productos agrícolas –especialmente grano– desde el país, inmerso en guerra desde la invasión rusa de febrero de 2022.

En otro orden de cosas, el portavoz del Servicio de Inteligencia de Ucrania, Andri Yusov, aseguró también este jueves que Rusia trasladará su flota en la península de Crimea a la ciudad de Novorosisk debido a los recientes ataques lanzados por Kiev, el último hace tres días contra el buque 'Novocherkask', atracado en Fedosia. «Desde hace varios meses, el enemigo ha estado redesplegando su infraestructura en el mar Negro a otras instalaciones. En realidad, el agresor admite de forma tácita que la situación ha empeorado significativamente para ellos», valoró Yusov. «Cada operación exitosa de este tipo es un problema para el Kremlin desde el punto de vista de restablecer sus cadenas de suministro, y cada vez es una oportunidad adicional para los defensores ucranianos», manifestó en declaraciones a la radiotelevisión pública.

A lo largo de este año se han registrado varias operaciones contra objetivos de Moscú en Crimea, ya sea el puente que une la península con territorio ruso, la recuperación de las Torres Boika, con las que se extrae gas y petróleo del mar Negro, así como una serie de desembarcos de las fuerzas especiales. «En una situación en la que nuestra flota, más pequeña y más débil que la de ocupación, utiliza otros métodos, medios y enfoques para eliminar gradualmente del juego a la del enemigo», destacó.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios