Borrar
Rishi Sunak, junto a miembros del Partido Conservador. afp

Rishi Sunak promete humildad e integridad como primer ministro británico

Su aplastante victoria entre los diputados del Partido Conservador promete una recuperación de la estabilidad política

Íñigo gurruchaga

Londres

Lunes, 24 de octubre 2022, 20:18

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Rishi Sunak será el nuevo primer ministro del Reino Unido tras la retirada de su rival, Penny Mordaunt, un minuto antes de que se agotase el plazo para que cien diputados del Partido Conservador firmasen su apoyo a los candidatos. El rey Carlos III pedirá este martes por primera vez a un líder político que intente la formación del Gobierno. La elección sugiere un horizonte de mayor estabilidad.

La victoria de Sunak refleja la urgencia sentida por el grupo parlamentario para cerrar rápidamente un periodo de relativo caos gubernamental, desde el derrocamiento de Boris Johnson al colapso instantáneo del Gobierno de su sucesora, Liz Truss. La crisis financiera agravada por el fallido mini presupuesto de esta última ha fomentado la sobriedad en el ambiente político.

A lo largo de la mañana de este lunes, los simpatizantes de Penny Mordaunt afirmaban que la candidata tenía ya 90 apoyos y que superaría el umbral necesario para entrar en la segunda fase. Insistían también en su disposición a forzar la elección de los miembros del partido entre los dos candidatos que habían superado el centenar de firmas. Mordaunt es popular entre la militancia.

Al mismo tiempo, colaboradores de su campaña le recomendaban públicamente que abandonase su ambición e intentase llegar a un acuerdo con Sunak. Como activista 'brexiter', esperaba el apoyo de la facción Grupo de Investigación Europea (ERG), pero los miembros de la asociación de diputados euroescépticos no pudo ponerse de acuerdo sobre un candidato.

Sunak es, con 42 años, el jefe del Gobierno británico más joven de la era moderna, el primero que no es blanco y que sigue las enseñanzas del hinduismo. Quizá también el primer abstemio. Es uno de los más ricos miembros del Parlamento y su esposa, Akshata Murthy, es empresaria e inversora, hija de un multimillonario indio. Se le ha retratado a menudo como obseso de las hojas de cálculo y entusiasta de los videojuegos y de La Guerra de las Galaxias.

Los miembros del ERG, que tuvieron un papel esencial en el derribo de la ex primera ministra Theresa May advirtieron a los dos candidatos de que deben cumplir sus promesas en la campaña del verano de que serían tajantes en la negociación con la Comisión Europea sobre el Protocolo que regula el tráfico de mercancías entre Gran Bretaña e Irlanda del Norte.

Decisiones

Este viernes se cumple el plazo para que el Gobierno de Londres tenga que convocar elecciones autonómicas, por el boicot del Partido Unionista Democrático a la Asamblea de Belfast mientras el Protocolo siga en vigor. En el breve tiempo de Truss hubo un enfriamiento de las tensiones entre Londres y Bruselas. Sunak probablemente mantendrá viva la tramitación del proyecto de ley, que permite la derogación unilateral de partes del pacto del 'Brexit' negociado por Johnson.

El nuevo primer ministro tendrá que tomar decisiones que justificarán protestas en los escaños de un grupo parlamentario, que se califica a menudo como ingobernable. Pero la prioridad es económica. Tendrá que decidir si mantiene la presentación de un presupuesto al final de este mes, acordada por Truss y el actual ministro de Economía, Jeremy Hunt, o se da más tiempo.

El anuncio de la retirada de Johnson de la campaña para ser líder impulsó a las bolsas a mejorar la paridad de la libra y a bajar el interés de los bonos del Estado, que aún están más altos que antes de la irrupción de Truss. Una razón de la respuesta negativa de los mercados de capitales fue su desconfianza sobre la gestión de las finanzas públicas por un Gobierno que quería endeudarse más para anular aumentos de impuestos diseñados por Sunak.

El nombramiento de un Gabinete que incluya a las corrientes y personalidades del partido es su tarea inminente y no es sencilla. En un mensaje al Comité 1922, que organizó la elección, el vencedor afirmó que el partido está unido sobre el 'Brexit', porque es ya un hecho. Sus ideas económicas son de liberalismo clásico, pero mostró pragmatismo con el enorme gasto público para paliar los efectos de la pandemia. Su subida de impuestos provocó disidencias y los hechos de los últimos días le han reivindicado.

Se ha comprometido con mantener el firme apoyo del Gobierno a Ucrania, pero no a aumentar el gasto en Defensa al 3% del PIB, como prometía Truss y demanda el ministro Ben Wallace. Ya se ha reunido con Hunt para analizar la situación financiera del Tesoro y las líneas del presupuesto, que requieren según el ministro «decisiones difíciles». Es una indicación de aumento de impuestos y reducción del gasto.

Tiene dos años para mostrar que el Reino Unido ha enderezado el rumbo navegando una «profunda crisis económica», según sus palabras en una breve declaración pública. Subrayó que su principal objetivo es unir al país. La garantía que ofrece es la de un político a quien sus colaboradores en el Ministerio de Economía describen como extremadamente laborioso.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios