Borrar
El Omoda 5 eléctrico se ensamblará en Barcelona. Omoda
China amenaza con aranceles del 25% a vehículos occidentales

China amenaza con aranceles del 25% a vehículos occidentales

Los principales afectados por esta medida serían los fabricantes alemanes: Mercedes-Benz, BMW, Porsche y Volkswagen

Juan Roig Valor

Lunes, 27 de mayo 2024, 08:00

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

A medida que se acerca la fecha límite para que la Comisión Europea publique sus hallazgos preliminares sobre los subsidios gubernamentales de China a su industria automotriz –el 5 de junio–, las tensiones comerciales entre los dos bloques no paran de acrecentarse.

Según Bloomberg, la Cámara de Comercio de China para la Unión Europea afirmó en Twitter que el Gobierno está preparado para implementar tasas arancelarias que podrían llegar hasta el 25% para vehículos importados con motores grandes.

Esta medida podría resultar catastrófica para los fabricantes alemanes, que llevan a cabo gran parte de sus negocios en el país asiático. Por ejemplo, un 16% de la facturación de Mercedes-Benz proviene de China, que también es el primer mercado para Volkswagen, Porsche o BMW.

Según Eurasia Group, una consultoría especializada en análisis geopolítico de riesgo, «las amenazas de retaliación por parte de China no están sirviendo para evitar que la Unión Europea continúe su investigación. Bruselas está determinada a enviar el mensaje de que contrarrestará las ayudas gubernamentales chinas».

El martes de la semana pasada, en el Global Times –el periódico oficial del Partido Comunista– el director del Centro de Tecnología e Investigación Automotriz de China, Liu Bin, señaló que estaban estudiando incrementar las tarifas para los motores con más de 2.5 litros de cilindrada.

El año pasado, China importó unos 250.000 coches con estas características, principalmente de Alemania y Japón, aunque también existen vehículos americanos en la lista. Actualmente, los aranceles a los que se enfrentan estos productos son del 15%, cinco puntos porcentuales más de los que aplica Bruselas para ellos.

A mediados de mayo, la Administración estadounidense de Joe Biden afirmó que aplicaría tasas del 100% a los coches eléctricos chinos. En su entrevista del 'Global Times', Liu afirmó que «algunos países han tomado medidas restrictivas en el sector de los coches de energías alternativas. Esto es contrario a sus intereses medioambientales y solo afectarán a sus propios consumidores».

De esta idea se hizo eco el consejero delegado de Carlos Tavares, el segundo mayor grupo automotriz de Europa, que incluye marcas como Peugeot, Citroën, Alfa-Romeo o Fiat. El consorcio, que no tiene tanto éxito como los alemanes en Pekín, anunció en mayo que se aliaría con el fabricante chino Leapmotor para exportar y fabricar sus modelos en los países donde opera Stellantis. Llegarán a Europa a partir de septiembre.

Según Tavares, «la ruta de las sanciones es una trampa para los países que se decanten por ella». Desde su punto de vista, los aranceles proteccionistas solo alimentarán la inflación en las regiones que las apliquen, lo que tendrá un impacto negativo en las ventas y en la producción.

Se estima que los fabricantes chinos tienen una ventaja de coste de un 30% ante los constructores europeos, al tener menos costes laborales y un mayor control de la cadena de valor, especialmente en las baterías eléctricas.

Además, la ralentización del poder adquisitivo en su país ha hecho que las marcas estén mirando la expansión internacional como alternativa. En 2023, los fabricantes chinos se hicieron con un 8,7% de cuota del mercado cero emisiones en Europa y se espera que vaya en aumento, posiblemente superando el 10% en 2024 con 1,5 millones de ventas.

Más información

Para esquivar los aranceles, algunas marcas ya están estableciendo centros de producción en Europa. Un ejemplo, entre otros 10, es la fábrica del Grupo Chery en Barcelona. «Si se ponen trabas competitivas, habrá consecuencias sociales», afirmó Tavares, «pero los gobiernos de Europa no se quieren enfrentar a esa realidad».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios