Borrar
El presidente de ERC, Oriol Junqueras
Junqueras acusa al Supremo de «venganza» y cree «irrelevante» no poder presentarse hasta 2031

Junqueras acusa al Supremo de «venganza» y cree «irrelevante» no poder presentarse hasta 2031

El líder de ERC califica de «éxito» la reforma del Código Penal

Cristian Reino

Barcelona

Lunes, 13 de febrero 2023, 19:05

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El presidente de ERC, Oriol Junqueras, ha acusado al Tribunal Supremo de actuar con voluntad de «venganza», al revisar las penas a los líderes del 'procés'. En su caso, ha sido condenado, igual que Romeva, Turull y Bassa, por un delito de desobediencia en concurso real con un delito de malversación de caudales públicos. El Supremo ha rechazado rebajar la pena por el delito de malversación que los cuatro tenían impuesta y seguirán inhabilitados. Junqueras lo estará hasta 2031. El líder republicano, en una comparecencia desde Sant Vicenç dels Horts (Barcelona), ha asegurado que es «irrelevante» que no pueda presentarse a las elecciones hasta dentro de ocho años. Aunque este era uno de los objetivos de ERC cuando empezó a negociar la reforma del Código Penal con el PSOE, que Junqueras pudiera concurrir a las próximas elecciones catalanas. «Es irrelevante si el Supremo considera que nos podemos presentar o no, lo importante es que los independentistas y los republicanos trabajemos para hacer la república», ha señalado.

Junqueras ha hablado de «persecución» por parte del Supremo y de «represión», pero ha advertido de que el auto del Alto Tribunal «reforzará» el recurso que el independentismo acabará presentando en el Tribunal Europeo de Derechos Humanos. El primer recurso será en el Supremo, un incidente de nulidad, luego al Constitucional y finalmente al TEDH. «La derogación de la sedición es buena para todos los demócratas también para nuestros compañeros. Pero la judicatura perpetúa la persecución política con interpretaciones retorcidas de la malversación. El uso arbitrario del derecho nos da más razones para ganar a nivel internacional», ha afirmado Junqueras.

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, también cree que el Supremo ha actuado con «voluntad de venganza» y «no de justicia».»Ha habido una interpretación muy forzada del Código Penal», ha afirmado en Rac1. Aragonès, como ERC esta mañana, ha defendido la reforma del Código Penal pactada con el Gobierno. Los republicanos creen que es una reforma «bien hecha» y que permitirá que algunas de las personas que estaban inhabilitadas puedan volver a la política. Entre ellas Carme Forcadell. Fuentes de ERC han apuntado, no obstante, que ya está «jubilada». Junqueras ha considerado un «éxito» la reforma legal pactada con el Gobierno. «El mismo Supremo reconoce que, a partir de esta reforma del Código Penal, el independentismo no podrá ser perseguido a no ser que actúe de manera explícitamente violenta, por lo tanto es un éxito», ha asegurado.

«Golpe a la democracia»

Tras conocerse el auto del Supremo, Esquerra Republicana lo ha calificado de «golpe a la democracia». Aunque ha celebrado que decaigan las condenas por sedición a raíz de la derogación de este delito. También, que esto provoque la extinción de la inhabilitación para la expresidenta del Parlament Carme Forcadell, los exconsejeros Josep Rull y Joaquim Forn y los expresidentes de Òmnium y la ANC, Jordi Cuixart y Jordi Sánchez.

Después de aplicar el delito de sedición a la sentencia del 1-O, ERC considera que reformar el Código Penal era necesario para «proteger los derechos fundamentales». Y destaca que el delito de sedición se ha eliminado y no ha sido sustituido por ningún otro. En este sentido, ha aseguradp haber logrado lo que el «Gobierno español ha dicho y repetido que era imposible». Los republicanos han subrayado que el propio tribunal «reconoce abiertamente que se ha despenalizado cualquier proceso independentista no violento».

Por otra parte, Esquerra Republicana ha lamentado que el Supremo no respete el nuevo delito de malversación «con la intención de perpetuar la voluntad represora contra el independentismo». A su juicio, hay «ensañamiento» de la judicatura contra Oriol Junqueras, Raül Romeva, Dolors Bassa y Jordi Turull. Los republicanos critican la «arbitrariedad de la alta judicatura: pese a que desaparece el delito más grave por el que se les condenó, se mantiene la misma pena.

Esquerra ha insistido en que los jueces «dejan en papel mojado la intención del legislador con una interpretación retorcida del delito de malversación, como si no se hubiera reformado».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios