Borrar
Juan Bravo, vicesecretario de Economía del Partido Popular EP
El PP reivindica la gestión andaluza en plena polémica por Doñana

El PP reivindica la gestión andaluza en plena polémica por Doñana

El vicesecretario de Economía del partido, Juan Bravo, que fue consejero de la Junta, dice que Juanma Moreno «magia no hace; es un gran gestor»

Martes, 25 de abril 2023, 11:49

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

En plena polémica por Doñana, el Partido Popular, a través de su vicesecretario de Economía, Juan Bravo, que hasta hace un año estuvo en el ejecutivo presidido por Juanma Moreno como consejero de Hacienda, reivindica la gestión que el Partido Popular está desarrollando en Andalucía. Durante un coloquio que ha mantenido en la Fundación SERES, Bravo ironizó con el hecho de que Alberto Núñez Feijóo se trajera de esa comunidad autónoma tanto a él mismo como a Elías Bendodo -ahora coordinador general del PP y hasta el verano pasado, consejero de presidencia de la Junta- cuando fue nombrado presidente del partido: «Se hubiera querido traer a Juanma Moreno», sonrió.

El dirigente popular defendió que cuando se dice que en cuatro años no se pueden desarrollar planes de calado porque es demasiado poco tiempo, él siempre pone como ejemplo el del Gobierno de Andalucía: «Ustedes ven los datos de Andalucía. Tenemos una sociedad que no está polarizada, tenemos unos trabajadores, empresarios, gente que emprende, industria, la industria turística, energía -nosotros podemos liderar Europa si hacemos bien la transición-... depende de nosotros. Nosotros vamos a intentar dar la máxima calma e intentar trabajar de manera conjunta con todo el mundo, como se ha hecho en Andalucía, con todas las formaciones políticas, porque creemos que es el camino para hacerlo».

Juan Bravo: «El presidente Juanma Moreno magia no hace; es un gran gestor»

También destacó Juan Bravo que Andalucía era la tercera autonomía con más autónomos y que ahora y durante tres años consecutivos se ha convertido en la primera. «El presidente Juanma Moreno magia no hace; es un gran gestor», afirmó, para a continuación apuntar que esa pujanza del trabajo por cuenta propia ha sido posible porque se ha dado el escenario propicio para ello, con ayudas al emprendimiento, con bonificaciones en las cotizaciones a la Seguridad Social, bajadas de impuestos, ventanilla única, activación de los fondos europeos... «Andalucía es el ejemplo de considerar que todo esto se tiene que hacer en colaboración con el sector empresarial y los sindicatos y los trajadores. Tenemos que aunar los esfuerzos e intentar entendernos y en Andalucía se ha hecho», aseguró.

Contra la ley de vivienda

También aprovechó el vicesecretario de Economía del PP para cargar contra la ley de vivienda que promueve el Gobierno y que previsiblemente se aprobará esta semana en el Congreso de los Diputados. Y ello, por dos razones: porque, a su juicio, favorece la 'okupación' y porque establece límites de precios para los alquileres y, aseguró, «en ningún territorio que lo ha hecho ha funcionado». La propuesta del Partido Popular, describió, es «totalmente contraria»: ha de responder a un pacto nacional, tiene que promover un urbanismo más ágil y no establecer topes de precios, sino incentivar a los propietarios cuando favorezcan el alquiler a un colectivo o a un precio determinado.

En cuanto a los datos económicos de España, si bien reconoció que los últimos de empleo fueron buenos, Bravo afirmó que le «faltó alguien que dijera que era gracias a los empresarios»: «Tenemos una economía que no ha recuperado los niveles pre-pandemia, pero hay más empleo», constató, para atribuir este fenómeno al esfuerzo de los empresarios pese a que, dijo, no han recuperado sus niveles de riqueza previos a la irrupción de la Covid-19.

En materia de empleo también destacó los déficits de profesionales que se han detectado en determinados sectores como la construcción, la tecnología, la ingeniería o la sanidad, y la necesidad de una mejora de las políticas activas de empleo para evitar que haya «gente sin empleo y empleo sin gente».

Y, respecto al debate sobre la jornada de cuatro días, se mostró contrario a que se «imponga» y se manifestó partidario de que cada sector y cada empresa pueda ajustar sus necesidades. De esta manera, señaló que en la Administración Pública no sería posible establecer la semana de cuatro días porque «tiene que tener la puerta abierta siempre».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios