Borrar
Urgente Siete afectados, entre ellos un bebé de un mes, en el incendio de un edificio de Salamanca
Víctor Erice y Ana Torrent en el rodaje de 'Cerrar los ojos'. Manolo Pavón
Víctor Erice recibirá el segundo Premio Donostia de este Zinemaldia

Víctor Erice recibirá el segundo Premio Donostia de este Zinemaldia

El cineasta de Carranza recogerá el galardón el 29 de septiembre, justo medio siglo después de la Concha de Oro por 'El espíritu de la colmena' y día del estreno de su última obra, 'Cerrar los ojos'

Martes, 22 de agosto 2023, 12:21

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Víctor Erice recibirá un merecidísimo Premio Donostia el próximo 29 de septiembre en el teatro Victoria Eugenia. Lo recogerá de manos de la actriz Ana Torrent, a la que introdujo en el cine cuando era una niña de siete años en 'El espíritu de la colmena', Concha de Oro del Festival de San Sebastián en 1973. Justo medio siglo después, el director de Carranza recibe a sus 83 años el homenaje del Zinemaldia el mismo día que llega a los cines españoles su esperado regreso, 'Cerrar los ojos', su primera película en treinta años.

La huelga de guionistas y actores en Hollywood ha complicado las cosas a los festivales europeos. Las estrellas sindicadas no pueden hacer promoción de sus películas, lo que restará buena parte del glamour a certámenes como Venecia y San Sebastián. El pasado mes de mayo se anunciaba que Javier Bardem era el primer Premio Donostia de esta 71 edición, además de la imagen de su cartel. Sin embargo, no está asegurada la presencia del actor al ser miembro de un sindicato en Estados Unidos por trabajar en aquel país.

Clip de 'Cerrar los ojos'.

El director del certamen ,José Luis Rebordinos, reconoce que esta edición estaban previstos otros dos Premios Donostia a sendas actrices norteamericanas. También anunció en su día un tercer galardón a la carrera de un director europeo, que ha resultado ser Víctor Erice. Si Javier Bardem no viene a recoger su premio se le entregaría el año que viene.

Sí parece probable que el autor de 'El sur' aparezca en La Concha, aunque con el Salinger de nuestro cine nunca se sabe. Al pasado Festival de Cannes, donde se estrenó 'Cerrar los ojos', le dio plantón, descontento por la falta de diálogo con sus responsables, que programaron el filme incomprensiblemente en la sección no competitiva Cannes Première y no en la oficial, por lo que no pudo aspirar a la Palma de Oro. A Erice le hubiera gustado saberlo antes para valorar otros festivales –¿quizás Donosti?– a los que acudir con su cuarta película en sesenta años de carrera.

La crítica internacional dedicó una ovación de siete minutos en la sala Debussy a 'Cerrar los ojos', que llega tres décadas después de que 'El sol del membrillo' obtuviera el Premio del Jurado en Cannes. La identidad y la memoria, temas muy queridos por el realizador, vertebran esta historia de una desaparición, la de un célebre actor español, encarnado por José Coronado, que se esfuma durante el rodaje de una película. Aunque nunca se llega a encontrar su cadáver, la policía concluye que ha sufrido un accidente al borde del mar.

Víctor Erice en el rodaje de 'Cerrar los ojos'.
Víctor Erice en el rodaje de 'Cerrar los ojos'.

Muchos años después, esta suerte de misterio vuelve a la actualidad a raíz de un programa de televisión que pretende evocar la figura del actor, ofreciendo como primicia imágenes de las últimas escenas en que participó, rodadas por el que fue su íntimo amigo, el director del filme (Manolo Solo). El principio y el final de una película inacabada. Granada, Almería, Madrid, Alcalá de Henares, Segovia y Asturias han sido escenarios de esta coproducción hispano-argentina, en la que participa la propia productora del realizador, Nautilus Films.

'Cerrar los ojos' es el único título español presente este año en el Festival de Nueva York y su lanzamiento en el continente americano tendrá lugar en el Festival de Toronto. La pasada semana arrancaba su carrera comercial en Francia en más de 70 cines, 8 de ellos en París, de la mano de la prestigiosa distribuidora Haut et Court. El recibimiento crítico ha sido excepcional y 'Le Monde' le califica de «el cineasta del silencio». La presencia de Erice en la lista de Premios Donostia resulta evidente si advertimos que en los últimos años el festival inauguró una nueva línea «vinculada a cineastas cuya contribución al arte cinematográfico es indiscutible», según sus responsables, en la que figuran Agnès Varda (2017), Hirokazu Kore-eda (2018), Costa-Gavras (2019) y David Cronenberg (2022).

Licenciado en Derecho y Ciencias Políticas y Económicas, diplomado en dirección por la Escuela Oficial de Cinematografía, Víctor Erice obtuvo la Concha de Oro en 1973 con su deslumbrante debut, 'El espíritu de la colmena'. Diez años después firma 'El sur', una cinta mutilada por su productor, Elías Querejeta, que la estrenó contra los deseos del director sin haber rodado la otra mitad del metraje, que transcurría precisamente en el sur, en una Andalucía solar y luminosa.

Carlos Saura, Elías Querejeta y Víctor Erice en 1974.
Carlos Saura, Elías Querejeta y Víctor Erice en 1974.

Su último largometraje dirigido en solitario hasta la fecha es 'El sol del membrillo', un documental sobre el pintor Antonio López y sus esfuerzos por capturar en un lienzo la luz de un membrillero. 'El embrujo de Shanghái' podría haber supuesto hace veinte años su regreso a la exhibición normalizada. Erice trabajó durante tres años en la tarea de llevar al cine la novela de Juan Marsé en una película de tres horas. Llegó incluso a preparar el rodaje –localizaciones, decorados, actores–, pero a ocho semanas del primer golpe de claqueta, el productor Andrés Vicente Gómez encomendó finalmente el proyecto a Fernando Trueba. El filme se estrenó sin éxito de crítica ni de público.

Ajeno a las modas y la industria, reacio a conceder entrevistas, Víctor Erice lleva décadas apeado de los circuitos comerciales de exhibición. En los último tiempos ha cultivado la videoinstalación para centros como el Pompidou de París, el CCCB de Barcelona, La Casa Encendida de Madrid y el Museo de Bellas Artes de Bilbao, en el que presentó en 2019 'Harria eta zerua. Piedra y cielo', una videoinstalación basada en un monumento de Oteiza en la cima del monte Agiña, en Lesaka (Navarra).

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios