Borrar
Una bolsa con cannabis. Reuters
Alemania legalizará el cannabis de manera progresiva

Alemania legalizará el cannabis de manera progresiva

Sus derivados se podrán adquirir inicialmente en asociaciones o clubes de consumidores

Juan Carlos Barrena

Berlín

Miércoles, 12 de abril 2023, 15:18

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El gobierno federal alemán tiene intención de legalizar el consumo privado de cannabis de manera progresiva. El concepto para esa iniciativa fue presentado este miércoles en Berlín por los ministros federales de Sanidad y Agricultura y Consumo, Karls Lauterbach y Cem Özdemir. Frente a la idea inicial de permitir la apertura de comercios de venta directa de cannabis y sus derivados, el ejecutivo que preside el canciller federal, el socialdemócrata Olaf Scholz, opta ahora por autorizar inicialmente la creación de asociaciones especiales, los llamado Clubes de Cannabis, que podrán cultivar las plantas y suministrar sus productos a sus asociados.

Lauterbach explicó que el borrador del proyecto de ley permitirá a los socios de esos clubes adquirir hasta un máximo de 25 gramos por compra y no más de 50 gramos al mes. También se permitirá tener hasta tres plantas en los domicilios particulares. Más adelante y en un segundo paso, se establecerán regiones modélicas en las que se pondrá a prueba la venta directa en comercios especializados y con licencia. Se descarta de esta manera una legalización total de la venta en comercios especializados de marihuana y hachís como se planteaba en el acuerdo de coalición suscrito por socialdemócratas, verdes y liberales a comienzos del año pasado. El objetivo de las nuevas limitaciones es hacer más seguro el consumo de cannabis.

«Queremos prevenir que el cannabis conduzca al consumo de drogas más fuertes, queremos proteger mejor a la juventud, queremos combatir el mercado negro y reprimir la narcodelincuencia y queremos controlar la creciente toxicidad de esos productos. Se trata, no de crear problemas, sino de ayudar a resolver un problema pendiente», dijo Lauterbach en rueda de prensa. El titular alemán de Sanidad calificó de «fracasada» la política para el control del tráfico y consumo de cannabis desarrollada hasta ahora y subrayó que endurecer las medidas penales no es la solución para afrontar ese problema. «Los que no se van a alegrar del día de hoy son los ilegales, los traficantes criminales. El mercado negro va a sufrir», añadió el ministro, quien recordó que de la liberalización del cannabis solo se beneficiarán personas adultas.

El ejecutivo alemán se ha visto obligado a recortar la legalización del cannabis tras consultas legales con la Unión Europea, que puso pegas a algunos puntos de la iniciativa de Berlín. La amplia reforma que preparaban los equipos de Lauterbach y Özdemir atentaba al parecer con la legislación comunitaria, que obliga a los estados miembros a combatir penalmente el comercio ilegal con drogas como el cannabis. Lauterbach reconoció haber tenido en cuenta la experiencia en los vecinos Países Bajos. «Pero nos hemos orientado en el modelo holandés más bien para no hacerlo mal», destacó el político socialdemócrata. En Holanda existen locales de venta legales, pero también un floreciente mercado negro. Una dualidad que Lauterbach quiere evitar.

La legalización del cannabis es una de las iniciativas estrella de la coalición tripartita de gobierno. Las juventudes socialdemócratas, verdes y liberales llevan años presionando para que se lleve a cabo. El acuerdo de coalición suscrito por los tres partidos establecía como objetivo de la actual legislatura «la venta controlada de esa droga a adultos para su disfrute en comercios con licencia».

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios