Borrar
Olivos García de la Cruz. Facebook
Así se cultiva el aceite de oliva ecológico de las estrellas

Así se cultiva el aceite de oliva ecológico de las estrellas

ODS 12 | producción y consumo responsable ·

La producción eco de la compañía García de la Cruz es uno de los proveedores del Celler Can Roca tras ser galardonado como «Mejor productor sostenible»

Jueves, 21 de abril 2022, 07:06

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

En la actualidad, 815 millones de personas padecen hambre y una de cada tres, malnutrición, lo que refleja el desequilibrio del sistema alimentario en el planeta. Cada vez más, la lista de alimentos cada vez es más homogénea. «Hay que hacer visible la pérdida de biodiversidad en el mundo agro», señala Joan Roca, propietario de El Celler de Can Roca. La sostenibilidad es ya una tarea más en el día a día de los agricultores españoles.

La producción ecológica va ganando terreno en las fronteras nacionales al ocupar el 10% del total de tierras agrícolas, un punto porcentual por encima de la media comunitaria. «Tiene que seguir aumentando», advierte Alberto Cano, director de Pymes de BBVA en España.

En total, 2.437.891 hectáreas de superficie ecológica de las que una pequeña parte es un «mar de olivos en los Montes de Toledo». Así lo definió uno de los hermanos Roca en su visita a las instalaciones de Aceites García de la Cruz en Castilla La-Mancha.

Decenas de hectáreas dedicadas a la agricultura ecológica. «Desde hace más de una década que apostamos por la sostenibilidad», apunta Fernando García de la Cruz, director general de Aceites García de la Cruz. Un trabajo que comenzó en 2010, «cuando mi padre nos cedió la gestión de los olivares», explica. Esta nueva década supuso un cambio en la mentalidad y en la forma de trabajar. «Muchos aún no entienden por qué dejamos crecer la hierba cerca de los olivos», explica García de la Cruz. «Nos siguen diciendo que qué hacemos», añade.

En realidad, lo que hacen es un trabajo sostenible de la tierra y que le ha valido para «mejorar la producción» y también colarse en la carta de un tres estrellas Michelín y uno de los mejores restaurantes del mundo: el Celler de Can Roca. «Fernando es un productor ejemplar», asegura Joan Roca. «Usamos su aceite en un plato vegetal de mar y montaña», añade.

Un viaje que arranca en Madridejos (Toledo) y llega hasta Gerona. Sin embargo, antes hace una parada en BBVA, ya que la entidad financiera es la celestina de este matrimonio gastronómico. El pasado ejercicio, Aceites García de la Cruz fue galardonado con el premio al Mejor productor sostenible. «Es un reconocimiento a muchos años de trabajo», apunta el director general de la compañía manchega. «La sostenibilidad no se logra de la noche a la mañana», avisa. «Es un reconocimiento importante».

Sostenibilidad desde el campo

Desde el pasado mes de enero, la legislación europea que regula la producción ecológica en el club comunitario tiene un nuevo articulado para proteger a los consumidores. «Para 2030 queremos que el 25% de la producción sea ecológica», destaca el director de pymes de BBVA en España. «Eso sería triplicar la producción en España», añade.

Según la normativa europea se trata de «un método de producción cuyo objetivo es obtener alimentos utilizando sustancias y procesos naturales». Un trabajo por el mantenimiento de la biodiversidad y de la calidad del agua y perseguir un alto nivel de bienestar animal. «La sostenibilidad no está reñida con la rentabilidad», advierte García de la Cruz. «Es cierto que al principio es complicado», apostilla.

De izquierda a derecha, Alberto Cano, director de Pymes de BBVA en España; Joan Roca, propietario de El Celler de Can Roca y Fernando García de la Cruz, director general de Aceites García de la Cruz.
De izquierda a derecha, Alberto Cano, director de Pymes de BBVA en España; Joan Roca, propietario de El Celler de Can Roca y Fernando García de la Cruz, director general de Aceites García de la Cruz. BBVA

Su incursión en el mundo ecológico al principio «fue de ensayo y error», explica. Pero «hay que pensar en el medioambiente y dejar a nuestros hijos un planeta sostenible», señala. Los primeros cambios llegaron con una reducción en el uso de combustibles como el gasóleo, luego una forma distinta de trabajar la tierra. «No podemos destruir nuestra biodiversidad», destaca.

Sus pruebas dieron con un resultado positivo al tener una cubierta vegetal alrededor de sus olivos. «Ahora estamos estudiando si plantar alguna leguminosa para fijar el nitrógeno al suelo y darle más valor», explica. «Son un ejemplo de tesón y perseverancia de cómo luchar por una idea», revela Roca. «Es necesario dar visibilidad a productores locales que han apostado por medidas respetuosas con los recursos naturales y con la biodiversidad local», apostilla Cano.

Por ello, por tercer año consecutivo, la entidad presidida por Carlos Torres busca, nuevamente, a diez agricultores, ganaderos y productores de alimentos del país cuyo modelo de producción contribuye al desarrollo sostenible

Los galardones están dirigidos a aquellas empresas y autónomos del sector de la agricultura, la ganadería y otros productores de alimentos, que cuenten con el certificado oficial que les acredite como productores ecológicos, «requisito indispensable para la inscripción», advierte Cano.

El premio consiste en incluir los productos de temporada de los ganadores en una de las recetas que cada mes El Celler de Can Roca elabora para el proyecto ‘Gastronomía Sostenible’, proyecto que apoya al pequeño productor a la vez que promueve la cocina saludable. El periodo de inscripción a estos premios estará abierto desde el 20 de abril hasta el 31 de mayo. El fallo de los reconocimientos se dará a conocer el próximo mes de julio.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios