Borrar
Un momento de la ceremonia de inauguración de la Eurocopa 2024. Thomas Kienzle (Afp)
Bienvenidos a la colorida fiesta por la inclusión
Eurocopa 2024

Bienvenidos a la colorida fiesta por la inclusión

La ceremonia de apertura de la Eurocopa fue un canto para cautivar a las 'tribus de fans' sin importar su origen o costumbres

Ignacio Tylko

Enviado especial a Múnich

Viernes, 14 de junio 2024, 21:02

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El Allianz Arena de Múnich, obra maestra de la arquitectura, símbolo de la capital bávara y hogar del Bayern, ya de por sí enamora por su famosa fachada exterior de paneles que pueden iluminarse de diferentes colores, creando un espectáculo visual impresionante. Un templo único que este viernes deslumbró como nunca antes con una ceremonia de apertura de la Eurocopa 2024 diseñada para cautivar a los seguidores internacionales y generar una atmósfera de apoyo para todos los equipos.

El director creativo y diseñador Carlos Navarrete-Patiño, artista de origen méxico-canadiense, dio vida al inicio del certamen con una combinación dinámica de colores, formas y secuencias diseñadas para inspirar alegría y fomentar un sentido de unidad entre todos los espectadores. Esta celebración en defensa de la inclusión y la unión resonó en todo el mundo, el fútbol como espectáculo global sin importar cultura, país, edad o procedencia.

La coreógrafa Citlalli Caballero buscó un equilibrio armonioso entre la creación de experiencias memorables y excepcionales y la preservación de una sensación de calidez humana. Aparecieron en escena las llamadas 'Tribus de fans' para dar la bienvenida a todos aquellos que, independientemente de su origen o costumbres, desean disfrutar del gran torneo continental de selecciones.

Tributo al Kaiser

Los momentos clave de la ceremonia fueron el 'Unirnos', la cálida 'Bienvenida a Alemania y sus ciudades anfitrionas', el 'Tifo de la audiencia unida' y la 'Celebración y gran final de la marca UEFA Euro 2024'. La artista alemana Leony interpretó 'Fire', el himno del torneo, anticipo del estallido musical y en un estadio que vibró al ritmo de Meduza, un grupo de Dj's italiano, y que ofreció como plato fuerte la actuación de One Republic.

Antes de echar a rodar el balón con el choque entre los anfitriones y los escoceses, tuvo lugar el momento más emotivo. El recordado Franz Beckenbauer, leyenda del fútbol universal que falleció el pasado 7 de enero, recibió un merecido tributo. Ojos humedecidos en las gradas cuando compareció su viuda Heidi para recibir en su nombre el trofeo Henri Delaunay, el mismo que el 14 de junio será alzado por el equipo que se corone campeón en el Olímpico de Berlín.

A Heidi le acompañaron los dos capitanes vivos de las selecciones germanas campeonas de Europa: Bernard Dietz (1980) y Jurgen Klinsmann (1996). Se trataba de representar a los tres equipos alemanes que han levantado este título desde que existe el torneo en 1960.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios