Borrar
Los jugadores del Real Madrid, con Kroos en el centro, durante el entrenamiento de este lunes. Thomas Coex (Afp)
Una 'orejona' como ofrenda a la leyenda del '8'
Final de la Champions

Una 'orejona' como ofrenda a la leyenda del '8'

Los jugadores del Real Madrid se conjuran para alzar el trofeo este sábado en el último baile de Toni Kroos

Óscar Bellot

Madrid

Martes, 28 de mayo 2024, 13:48

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Toni Kroos aspira a cuadrar el círculo en Wembley. El estadio donde levantó su primera y única 'orejona' con el Bayern de Múnich será testigo este sábado del último baile del germano con la camiseta del Real Madrid. Tras recibir el pasado fin de semana un conmovedor adiós por parte del Santiago Bernabéu, el metrónomo de Greifswald confía en despedirse del equipo al que ha venido gobernando con borceguí de seda a lo largo de diez campañas inolvidables alzando la quinta Champions vestido de blanco y la sexta en su cuenta personal. Enormemente querido y reverenciado dentro del vestuario, la plantilla del Real Madrid se ha conjurado para amarrar un trofeo que serviría como ofrenda a la leyenda del '8'.

«Siempre decimos que hay que jugar por Toni, ya que es su último partido con nosotros. Es mucha mejor persona de lo que es como jugador. Ha sido importante no solo para el club, también para los jóvenes que hemos llegado aquí. Solo le habíamos visto por la tele y poder ver todos los días lo que hace… se lo merece. Nos ha dado tanto que tenemos que ganar esta Champions por él», subrayaba Vinicius el lunes en la Ciudad Deportiva de Valdebebas.

El kilómetro cero del viaje a Wembley marcaba también el inicio de la cuenta atrás hacia el momento en el que Kroos bajará definitivamente el periscopio como futbolista del Real Madrid tras un sinfín de pases magistrales. De ahí que sus compañeros, rendidos al talento del teutón, quisieran hacer partícipes a todos del profundo respeto que profesan hacia un jugador extraordinario y una persona excepcional. «Firmo ganar la final de la Champions y ganar la Copa América y dejarle el Balón de Oro a Toni, ya que es su última temporada y no vamos a poder verle más. Es una pena. Entiendo su decisión, pero todos estamos tristes», continuaba Vinicius, beneficiario de tantas entregas milimétricas por parte de un interior que roza la excelencia en el pase.

Kroos es el quinto futbolista que más pases ha intentado en la presente edición de la Champions (802) y el segundo dentro del top diez en ese apartado que mejor porcentaje de acierto acredita (95,3%), superado tan solo por el 97,5% de Rúben Dias. «Es un jugador único que puede hacer cosas que nadie más en el mundo puede hacer, especialmente a su nivel», resaltaba Jude Bellingham.

«Debería haber ganado dos o tres Balones de Oro»

El británico cotiza alto en la carrera para llevarse el próximo Balón de Oro al igual que Vinicius, pero a muchos estos días les encantaría que el receptor del prestigioso galardón fuese Kroos. De lograrlo, marcaría un hito puesto que nadie lo ha recibido tras colgar las botas como puede sucederle al alemán. «Por relación, cercanía y tiempo que llevamos juntos, me gustaría Toni», confesaba Luka Modric, su inseparable socio en innumerables días de vino y rosas que contribuyeron poderosamente a la nueva edad de oro de la que disfruta el Real Madrid en Europa.

«Toni debería haber ganado dos o tres Balones de Oro. No hay jugador como él en su posición. Sobran las palabras», afirmaba Joselu. Un año junto al germano le ha bastado al gallego para comprobar su talla, no solo como futbolista sino especialmente como persona. «A mí me ha tratado como a un hermano», proseguía el delantero antes de revelar que su conocimiento del idioma alemán tras pasar por las filas de Hoffenheim, Eintracht de Fráncfort y Hannover 96 ayudó a fortalecer el vínculo entre ambos.

«La nota que le pongo es un diez. A cualquier jugador que le preguntes no te va a hablar mal de Toni. Todos habéis visto el nivel que ha dado, y además de forma continuada. Es una estrella mundial», remarcaba Carvajal sobre «una persona fantástica que se merece todo lo bueno que le pase». «Es una leyenda. No hay jugadores como Toni. Seguro que no va a ser fácil sin él, pero tenemos que darlo todo cuando no esté aquí», corroboraba Camavinga, uno de los jóvenes que tendrán que dar un paso adelante el próximo curso para tratar de paliar el enorme vacío que provocará la retirada de Kroos.

«Queremos ganar por Toni y, por supuesto, por el Madrid», argumentaba Rüdiger dando voz a una caseta para la que el adiós de Kroos supone un acicate a la hora de abordar la final de la Champions. «Es un estimulo, por supuesto. Poder acabar tu carrera en el Real Madrid jugando la final de la Champions y ganarla sería algo increíble. Si hay un futbolista que se lo merece es Kroos», reiteraba Lucas Vázquez, quien mantiene una particular relación con el '8' llena de chanzas mutuas. «Dentro del vestuario es un tío espectacular. Es un ejemplo para todos porque siempre entrena como el que más. Es un ejemplo de profesionalidad y tiene unos valores impresionantes», incidía el gallego.

«Ojalá pueda terminar con la Champions. Se la merece», redondeaba Carlo Ancelotti en una intervención en la que, pese a ello, recordaba que la carrera de Kroos no será más grande por ganar otra 'orejona'. «Una más sería fantástico, pero él ya está en la historia del fútbol», atajaba mientras por Valdebebas corría como la pólvora una máxima: prohibido fallarle a Toni en Wembley.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios