Borrar
Nico Williams y el presidente Uriarte han oficializado este viernes el acuerdo en Ibaigane. Athletic Club
Nico Williams renueva con el Athletic hasta 2027

Nico Williams renueva con el Athletic hasta 2027

El extremo rojiblanco firma un compromiso por tres temporadas, sin que el club desvele su cláusula de renovación

Juanma Mallo

Viernes, 1 de diciembre 2023, 12:37

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Nico Williams (Pamplona, 21 años) ha sellado este viernes su renovación con el Athletic y continuará en el club bilbaíno hasta 2027. El extremo rojiblanco, que destaca por su velocidad, juego explosivo y empeño por desbordar a su marcador en cada jugada, seguirá mostrando sus cualidades en la banda del cuadro vizcaíno, con el que ha disputado casi un centenar de partidos (96) y marcado poco más de una decena de goles (13), el último frente al Villarreal el 5 de noviembre.

Los cantos de sirena procedentes de múltiples lugares se han quedado en eso, susurros que no le han impedido estampar su firma en un nuevo contrato. El club ha oficializado el acuerdo con el acrónimo WIN (Williams, Iñaki y Nico), pero lo que no ha hecho público es la cláusula de rescisión. Era de 50 millones de euros y la idea del jugador pasaba por mantenerla en parecidos términos, al igual que suscribir una vinculación relativamente corta. Lo ha conseguido y, de paso, ha puesto fin, al menos de momento, a un culebrón que amenazaba con eternizarse en el tiempo.

Fue un 28 de abril de 2021 cuando Marcelino García Toral le dio la alternativa. El técnico asturiano observó en él múltiples cualidades que podían aportar sobre manera a aquel Athletic un tanto deprimido en aquella época por su derrotas en las finales de Copa. Fue su apuesta y le ascendió al primer equipo. Ahora para Ernesto Valverde es un imprescindible, igual que es habitual también en la selección: Luis Enrique le llevó al Mundial y Luis de la Fuente ha depositado en él toda su confianza.

«Iñaki siempre ha sido como un padre para él. Su sueño siempre ha sido tener a toda la familia junta en Bilbao», narran desde su entorno. Cuando el hoy delantero de Ghana llegaba a la residencia del Athletic desde Pamplona, su madre y el pequeño Nico se quedaron en la capital navarra mientras el padre trabajaba en Londres.

Iñaki, en su papel de hermano mayor, abrió el camino y alcanzó el Athletic, lo que permitió la reunificación de la familia Williams. Mientras se afianzaba en el primer equipo rojiblanco, observaba cómo su hermano avanzaba con pasos de gigante en las categorías inferiores. El 28 de abril de 2021, ante el Valladolid, Marcelino les permitió cumplir su gran sueño, jugar juntos. De hecho, su familia ha sido clave para la renovación, ellos le han convencido de que lo mejor es seguir aquí, rodeado de su gente.

«El club ha renovado tres años a un futbolista por el que suspiraban clubes muy poderosos en Europa. Sin embargo, Nico Williams ha apostado por seguir haciendo historia en el Athletic junto a su hermano y el resto de sus compañeros. Llegó en edad alevín a Lezama, hace una década, y ha ido dando pasos firmes hasta convertirse en un pilar fundamental en el primer equipo», ha remarcado Ibaigane en un comunicado.

Iñaki, el guía perfecto

«Iñaki tiene grandes valores, muchas, muchas virtudes. Ha estado ahí para corregir a Nico. Su influencia en cómo es y se comporta Nico es absolutamente decisiva. Tiene unas cualidades humanas extraordinarias, una actitud hacia su profesión que le convierte en el perfecto modelo a seguir, un espejo en el que el hermano pequeño se mira», elogió Marcelino. No hay mejor ejemplo de que es su guía que lo sucedido en la Supercopa de 2022 en Arabia Saudí. Tras bajar del palco, Nico se quitó la medalla de plata. Su hermano se la hizo poner de nuevo.

Desde que Nico llegó al alevín A del Athletic procedente del Osasuna ha compartido siempre escudo con su hermano. Además, Iñaki ha tenido muy claro que su misión era guiarle en su carrera y protegerle en sus primeros pasos en el vestuario del equipo profesional. El pasado mes de noviembre, por primera vez, Nico no tuvo el vestuario de Iñaki como meta a alcanzar ni defienden el mismo escudo. Fue en el Mundial.

Pero el pamplonés encontró pronto aliados, como Balde, del Barcelona.Les une una gran relación, como con Ansu Fati, ahora en el Brighton, y desde las últimas convocatorias de La Roja, Lamine Yamal. Por cierto, unas citaciones, la de septiembre y octubre, que le devolvieron a Bilbao lesionado. Y él está en España a pesar de que los 'Black Stars' se dirigieron también al pequeño, pero Nico dijo que era el momento de volar solo y seguir su propio destino separado de su hermano.

Y ahora, de momento, seguirán juntos, a pesar de ser tentado por, entre otros, el Aston Villa de Emery y el Barcelona. En busca de algún título con el Athletic. Ese trofeo que no llegó en la última Copa, cuando el equipo cayó eliminado por Osasuna. Entonces, una parte de la afición cargó contra Nico en las redes sociales, falló dos ocasiones, y le echaron en cara la eliminación. Él se borró del ciberespacio, pero pronto, con el cariño de su gente, incluido Valverde, regresó. Y gestos como ese le han decidido que, con 21 años, lo mejor es continuar vestido de rojiblanco. Tres años más, o al meno es lo que dice su contrato.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios