Borrar
Roberto Íñiguez y Nacho Martínez. FEB
Avenida-Girona, un clásico lleno de emoción y tensión para llegar a la final
Baloncesto

Avenida-Girona, un clásico lleno de emoción y tensión para llegar a la final

Fontajau acoge este jueves el primer duelo con un equipo charro sin Silvia Domínguez ante un Girona al alza con Íñiguez a los mandos

Juanjo González

Salamanca

Miércoles, 1 de mayo 2024, 21:15

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Hace no tantos años el CB Avenida y el Spar Girona eran los dos grandes dominadores del baloncesto nacional -especialmente las salmantinas-. Pero en los dos últimos la irrupción estelar del Valencia Basket sobre todo y también del Casademont Zaragoza ha hecho que haya que repartir el pastel de los títulos.

Y ahora los dos colosos se enfrentarán en semifinales de la Liga regular con mucho en juego: meterse en la final para evitar la temporada en blanco porque los dos títulos nacionales disputados hasta ahora (Supercopa y Copa) han caído en el casillero valenciano. Avenida llega con la inmensa tranquilidad de tener la plaza de Euroliga garantizada tras haber salido campeón de la fase regular pero en el club son conscientes de que no ganar nada este curso sería sumarlo a la temporada en blanco que ya se cerró el año pasado (Girona ganó la Supercopa del pasado curso).

Los dos han tenido lesiones, cambios de técnico en el banquillo y una campaña, por ahora, por debajo de las expectativas y plagada de altibajos. Además, se une el morbo de ver de nuevo a Roberto Íñiguez en Würzburg tras salir de Avenida la pasada temporada -ya se ha enfrentado al equipo charro pero fuera de Salamanca-. El vitoriano ya ha expresado públicamente que la presión por llegar a la final la tiene Avenida para evitar cerrar dos años seguidos sin títulos.

El primer duelo se disputa este jueves en Fontajau (19:45 horas, por RTVE play) en una eliminatoria a dos partidos -como los cuartos de final-que tendrá la vuelta en Salamanca el domingo a las 18 horas. Avenida tendrá la importante baja de Silvia Domínguez, ya confirmada para lo que resta de temporadas tras la rotura muscular -la tercera del curso- que se hizo ante Ferrol el pasado domingo.

Después de lo acontecido en Ferrol en el primer duelo de cuartos Avenida tiene que demostrar este jueves que ha aprendido la lección porque si cayó por 12 puntos en A Malata que luego tuvo que remontar en Würzburg, quizá esa desconexión ante un rival como Girona -que no tiene la calidad de años atrás pero sí mucho más nivel que Ferrol- pueda costar caro. La calma para encarar este duelo de tensión debe ser norma en todo el bloque azul, aunque al técnico Nacho Martínez se le pudo ver muy nervioso en la sala de prensa arremetiendo contra la prensa.

En declaraciones facilitadas por el club, el entrenador subraya que «es semifinales contra un muy buen equipo y nos toca pelear contra un muy buen equipo y hacer un gran partido defensa y ofensivamente porque el rival es de entidad, con muy buenas jugadoras y hay que competir de principio a fin». Aprendida la lección de cuartos, «todo el mundo es consciente de que el primer partido es muy importante y vamos con esa mentalidad. Luego, hay que ver cómo se desarrolla el partido», señala Nacho.

Más allá del papel de favoritismo o presión, de ese otro partido que se juega lejos de la cancha, Martínez es claro: «Creo que no debemos de entrar en esas valoraciones de la necesidad de un equipo u otro. Ambos tenemos necesidad de competir hasta el final de nuestras posibilidades. Es verdad que uno de nuestros objetivos importantes ya lo hemos cumplido y ahora nos queda llegar a la final y conseguir el título. El resto tiene un camino para intentar conseguir lo que nosotras ya hemos logrado».

Tras la baja de Silvia, Martínez admite que «es verdad que estamos con pinzas, pero veo a la gente que es consciente de lo que nos jugamos y teniendo la cabeza lista, el resto lo estará». En cuanto al rival, «es un equipo que ha ido recuperando jugadoras importantes e imagino que en el día a día, el trabajo ha sido mejor y eso se nota. En los últimos partidos están con más equilibrio y jugando mejor», sentencia el entrenador madrileño.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios