Borrar
Soldados sirios en una imagen de archivo. EFE
Irak denuncia la muerte de civiles en los bombardeos de Estados Unidos

Irak denuncia la muerte de civiles en los bombardeos de Estados Unidos

Bagdad asegura que no recibió aviso previo de la operación y acusa a Washington de «mentir»

T. Nieva

Sábado, 3 de febrero 2024, 13:55

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El Gobierno iraquí ha confirmado que el ataque del viernes por la noche efectuado por Estados Unidos contra posiciones de milicias proiraníes en la provincia de Anbar ha dejado al menos 16 muertos, entre ellos civiles, y otros 25 heridos. En una dura declaración acusan a Washington de «mentir» al asegurar que había avisado previamente a Bagdad de una operación -también efectuada en Siria, donde murieron 23 personas- que podría arrastrar a la región entera al «abismo».

El portavoz de la Oficina del Primer Ministro de Irak, Basem al Awadi, ha denunciado lo que, a su juicio, se trata de «una nueva agresión contra la soberanía de Irak». El ataque norteamericano en Anbar ha dejado «16 mártires, entre ellos civiles, además de 25 heridos y pérdidas y daños a edificios residenciales y a las viviendas de los ciudadanos».

El ataque ha ido dirigido contra milicias proiraníes que forman parte de la coalición de grupos armados conocida como las Fuerzas de Movilización Popular, una alianza que actúa con el beneplácito del Gobierno iraquí, si bien Estados Unidos denuncia que en ella actúan estos grupos que amenazan la seguridad de sus fuerzas desplegadas en Irak. Las FMP, en un comunicado previo, habían confirmado 16 muertos en esta operación, aunque no mencionaban la existencia de civiles entre los fallecidos.

Al Awadi, a continuación, ha denunciado que Estados Unidos «falsificó deliberadamente los hechos» al decir que «existió una coordinación previa para cometer esta agresión, lo cual es una afirmación falsa destinada a engañar a la opinión pública internacional y desautorizar la responsabilidad legal por este crimen». El portavoz ha avisado de que este ataque «pone la seguridad en Irak y en la región al borde del abismo y también contradice los esfuerzos realizados para consolidar la estabilidad».

Al Awadi ha recordado que este ataque ha ocurrido en medio de delicadas negociaciones entre Washington y Bagdad para la retirada total de la coalición internacional de fuerzas contra la organización yihadista Estado Islámico que todavía sigue en Irak. «La presencia de la coalición internacional, que se ha desviado de las tareas que se le han asignado y del mandato que se le ha concedido, se ha convertido en una amenaza para la seguridad y la estabilidad en Irak y una justificación para involucrar a Irak en conflictos regionales e internacionales», ha denunciado el portavoz.

Nota oficial de protesta

Finalmente, Al Awadi ha asegurado que «el Gobierno iraquí hará todos los esfuerzos requeridos por la responsabilidad moral, nacional y constitucional para proteger nuestra tierra, nuestras ciudades y las vidas de nuestros niños». Poco después de la comparecencia, el Ministerio de Exteriores de Irak ha anunciado la convocatoria del encargado de negocios norteamericano.

«En protesta contra la agresión estadounidense que tuvo como objetivo sitios militares y civiles iraquíes, el Ministerio de Asuntos Exteriores convocará al encargado de negocios de la Embajada de los Estados Unidos en Bagdad, David Berker, debido a la ausencia del embajador estadounidense», de acuerdo con la nota, recogida por la agencia oficial de noticias INA.

«Esto viene con el fin de entregar una nota oficial de protesta por el ataque estadounidense que tuvo como objetivo sitios militares y civiles en las regiones de Akashat y Qaim (en Anbar) ayer viernes por la tarde», remacha el comunicado.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios