Borrar
Macron asiste a la ceremonia para sellar el derecho al aborto en la Constitución. EFE/Gonzalo Fuentes
Macron aboga por incluir el aborto en la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea

Macron aboga por incluir el aborto en la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea

Francia formaliza la incorporación a su Carta Magna del derecho a la interrupción del embarazo

Beatriz Juez

París

Viernes, 8 de marzo 2024, 17:01

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El presidente francés, Emmanuel Macron, abogó este viernes por incluir el aborto como «una libertad garantizada» en la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea, coincidiendo con la celebración del Día Internacional de la Mujer. Francia se ha convertido esta semana en el primer país en blindar la interrupción del embarazo en su Constitución.

Lo anunció en la ceremonia pública que tuvo lugar en la plaza Vendôme de París, donde el ministro de Justicia, Éric Dupond-Moretti, fue el encargado de estampar el gran sello de cera de la República que valida y legitima la Ley Constitucional del 8 de marzo de 2024 relativa a la libertad de decidir sobre poner fin a la gestación.

«El sello de la República sella un largo combate por la libertad, hecho de lágrimas, dramas y destinos rotos», señaló Macron durante su discurso, en el que recordó a algunas mujeres que lucharon por el derecho al aborto, entre ellas la filósofa Simone de Beauvoir, la Premio Nobel de Literatura Annie Ernaux, la abogada feminista Gisèle Halimi y la exministra Simone Veil.

'Manifiesto de las 343'

Entre las invitadas a la ceremonia se encontraban la actriz Catherine Deneuve, una de las firmantes del 'Manifiesto de las 343' publicado en 1971 en la revista 'Le Nouvel Observateur'. El documento fue suscrito por 343 francesas que afirmaban haber tenido un aborto cuando todavía no era legal y corrían el peligro de ser condenadas por ello e incluso ir a prisión.

«Hoy no es el fin de una historia, es el principio de un combate», anunció el presidente, que lamentó que en los últimos años «asistimos a un retroceso en los derechos de las mujeres» en todo el mundo, incluido en las más grandes democracias y en Europa.

«Francia se ha convertido hoy en el único país del mundo cuya Constitución protege explícitamente el derecho a la interrupción voluntaria del embarazo en todas circunstancias. Y nosotros no descansaremos hasta que esta promesa se cumpla en todo el mundo. Cuando el derecho al aborto sea por fin universal, nos acordaremos: todo comenzó ese día, el 8 de marzo de 2024, cuando Francia fue grande, porque ha querido serlo para todas las mujeres, universalmente», concluyó Macron su discurso.

Macron quiso blindar el aborto después de la conmoción que causó la noticia de que el Tribunal Supremo de Estados Unidos había derogado en junio 2022 este derecho a nivel nacional, permitiendo volver a legislar a cada uno de los cincuenta estados.

En Francia el aborto está despenalizado desde 1975 con la 'ley Veil', que lleva el nombre de su impulsora Simone Veil, quien fue ministra de Sanidad, presidenta del Parlamento Europeo y superviviente del Holocausto. La interrupción está permitida en el país hasta las catorce semanas de embarazo.

En 2022 se registraron 234.300 de aborto en el país galo, el número más alto en treinta años. El 78% de ellos fueron causados por la administración de medicamentos, según datos del Gobierno.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios