Borrar
Diseño del centro de transferencia agronómico de la Diputación. SH
Permiso ambiental para construir la última sede del nuevo campus de Salamanca

Permiso ambiental para construir la última sede del nuevo campus de Salamanca

El consistorio concederá esta semana licencia ambiental para el Centro de Transferencia de la Diputación que compartirá espacio con la nueva facultad de Agrarias

Félix Oliva

Salamanca

Martes, 20 de febrero 2024, 08:14

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El futuro campus de agroalimentarias, la cuarta concentración de facultades y centros universitarios que tendrá Salamanca, ya se puede considerar 100% en marcha. La última pieza, el centro auspiciado por la Diputación, recibe el primer impulso para empezar su construcción con la concesión de un permiso necesario y da un nuevo impulso al futuro nuevo barrio universitario de la ciudad.

La comisión de Policia analizará, y concederá, esta semana la licencia ambiental solicitada por la institución provincial para construir el Centro de Transferencia, la aportación de La Salina a este complejo que formarán el nuevo edificio del Irnasa y la nueva faculta de Agrarias. Con este trámite está todo en marcha para, junto a la incubadora de biotecnología, crear este nuevo campus centrado en vincular la formación universitaria con el sector agroalimentario.

El Centro de Transferencia del Conocimiento al Sector Primario está pensado para ser el punto de encuentro entre investigadores y sector productivo. Tiene un presupuesto de 2,8 millones de euros y cuenta con proyecto desde finales del año pasado.

El centro se basa en poder aplicar los avances que se logren en materia de investigación a la práctica real del sector agroganadero. Se trata de que profesionales y explotaciones se beneficien del resultado de investigaciones que se hagan en el entorno, en la nueva facultad o en el Irnasa.

1 /

Este nuevo edificio es el último del complejo y estará muy cerca de otros ya existentes, con sede al otro lado de la avenida Luis de Camoens, como el Instituto de Neurociencias y el Instituto de Biología Funcional y Genómica formando un campus de conocimiento científico.

Según la petición de licencia, se asienta en una parcela de 17.783 m2 en el sector de La Platina y ocupará un sector de 1.560 m2 en la misma parcela que compartirá con la nueva facultad de Agrarias, ya que el solar no ha sido segregado. La superficie total construida es de 1.595 m2 y su fachada principal es de 54 metros hacia la avenida Dolores Cebrián.

El edificio tendrá dos plantas, una inferior soterrada de semisótano y una planta baja que ser la principal y albergará las salas polivalentes y las aulas. El diseño incluye espacios diáfanos y con múltiples posibilidades, con el fin de que pueda adaptarse a las necesidades de los grupos de investigación que hagan uso de las instalaciones.

El nuevo campus

El proyecto del nuevo campus data de 2018 cuando se presentó la colaboración entre el CSIC (del que Irnasa forma parte), la Usal, el Ayuntamiento de Salamanca y la Diputación. El consistorio cedía dos parcelas en La Platina para las sede del Irnasa y Agrarias; y después se anunciaba el proyecto municipal de la incubadora, que también se instalará en el sector, y el del centro de transferencia de la Diputación. En total, más de 23 millones de euros.

El conocido como campus agroalimentario estará compuesto por cuatro nuevas sedes que ocuparán parcelas en el sector de La Platina, antiguamente pensado para la expansión de la construcción residencial, pero que quedó varado por el estallido de la 'burbuja' inmobiliaria. Será el nuevo barrio universitario porque, además de los nuevos edificios, que convivirán con algunos ya exisentes de la Usal, contará con varias nuevas residencias de estudiantes que le darán vida.

Facultades y nuevos centros del campus agroalimentario. SH

Ya están en marcha las obras de la nueva bioincubadora, un proyecto municipal con un presupuesto de adjudicación de 4.244.592,38 euros y un plazo de ejecución de 11 meses, así que no estará lista hasta 2025. Ya ha empezado a buscar 20 empresas para alojarse. Y también está en marcha la construcción de la nueva facultad de Agrarias, prevista para más de dos años. El proyecto del edificio docente de la nueva facultad se complementará con campos de cultivo, un invernadero y una nave agrícola.

El pasado mes de julio se seleccionaba la empresa a la que se iba a adjudicar la obra del nuevo edificio del Irnasa, con un presupuesto de 9,1 millones de euros, una edificación autosostenible que albergará las actividades de este instituto dependiente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios