Borrar
Peatones cruzando por el paso de cebra del accidente. salamancahoy
El semáforo del último atropello mortal, entre los cuestionados por la DGT

El semáforo del último atropello mortal, entre los cuestionados por la DGT

El paso de peatones donde un autobús arrolló a un varón es de los que tiene una fase ámbar para los coches simultánea con el verde para los viandantes, un sistema que Tráfico ha pedido suprimir

Félix Oliva

Salamanca

Martes, 4 de octubre 2022, 08:08

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Se acercan las nueve de la mañana del lunes y las inmediaciones de la estación de autobúses son un hervidero de viandantes y vehículos que aceleran para llegar a tiempo a un viaje o entrar en clase en los centros educativos próximos. Vehículos y peatones se disputan una parcela bajo las reglas del tráfico, pero en la hora punta el equilibrio es delicado y, a veces, se rompe por la parte más débil.

Muchos peatones cruzan por el paso de cebra entre la estación y la Escuela Oficial de Idiomas, donde todavía se ven las marcas de la investigación policial para esclarecer lo ocurrido cuando el viernes pasado un autocar arrollaba a un varón que perdía la vida en un atropello. En el lugar, limitado a 30, un semáforo que pasa a ámbar cuando todavía está verde para los peatones, uno de esos que la DGT ha pedido eliminar y de los que sobreviven todavía en Salamanca.

La sugerencia llegó hace unos meses y consiste en suprimir la fase en amarillo de los semáforos cuando esta coincida con el verde de los peatones. Este tipo de regulación tiene el inconveniente de que, en realidad, el semáforo está abierto para vehículos y peatones a la vez, aunque con prioridad para estos últimos. Es habitual para buscar agilidad en el tráfico y en Salamanca existen desde hace tiempo en varios de los cruces regulados por semáforo de la ciudad. Y no son pocos.

Verde y ámbar a la vez

En su día se identificó este tipo de semáforos como un punto a mejorar en la seguridad vial y se actuó sobre ellos. Se decidió entonces evitar que el disco estuviera al tiempo ámbar para los coches y verde para los peatones, pero ha seguido ocurriendo. En realidad, se procedió a fijar un tiempo de espera de al menos 6 segundos para el vehículo, obligando a detenerse y dando prioridad al peatón. El problema, que sólo se produce en el inicio de la fase.

Este tipo de semáforos está regulado para obligar a la detención del vehículo, pero sólo durante los primeros segundos de un ciclo. En la mayoría, los seis primeros segundos son de rojo para los coches: los ciclos de los semáforos en Salamanca oscilan entre 85 y 120 segundos. Así que llega un momento en el que pasa a ámbar y se puede circular, con precaución, al tiempo que los peatones lo tienen verde: es ahí donde se pueden producir muchas situaciones de riesgo.

Cuando la DGT lanzó su propuesta este pasado verano, desde el Ayuntamiento de Salamanca aseguraron que se valoraría, pero se puntualizaron dos cuestiones. La primera, que ya se había actuado años atrás en este tipo de semáforos; y la segunda, que no era un problema real porque no se habían producido atropellos en estos puntos. Ahora ha habido una víctima mortal y se ha vuelto a identificar este tipo de semáforos como un problema, porque se actuó

Por ahora, este atropello mortal, el primero desde hace dos años y medio en la capital, está bajo investigación. Se desconocen las circunstancias exactas del suceso, aunque se parte de que se produjo en un paso de peatones regulado por semáforo y en un lugar limitado a 30.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios