Borrar
El pequeñoo Alberto en uno de sus ingresos en el Hospital de Salamanca. SH
Globos al cielo para recordar al pequeño Alberto el día de su cumpleaños

Globos al cielo para recordar al pequeño Alberto el día de su cumpleaños

La familia ha preparado un pequeño homenaje el día que el menor cumpliría cinco años

Laura Linacero

Salamanca

Viernes, 2 de junio 2023, 10:36

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Hoy Alberto soplaría cinco velas, celebraría su cumpleaños con familiares y amigos, haría añicos el papel de regalo y comería su tarta preferida. La imagen de lo que debería haber sido pero no ha podido ser será recordada esta tarde a las 18:00 horas en Monterrubio de la Armuña. La familia del pequeño se reunirá en el cementerio del municipio donde descansa el menor, acompañados de sus allegados y de todos aquellos que quieran arroparlos, para lanzar globos al aire en su honor.

Hace tan sólo tres días la localidad se despedía entre lágrimas del pequeño. Desde su fallecimiento, todo el pueblo se ha volcado en intentar animar a la familia y hacer diferentes actos para recordar a la sonrisa eterna de la localidad. Durante el funeral, cientos de personas hacían pequeña la iglesia de Monterrubio de la Armuña que lamentaba desconsoladamente la pérdida. El Consistorio decretó tres días de luto oficial y este jueves se rindió un pequeño homenaje al niño con un minuto de silencio sólo interrumpido por el llanto inevitable.

Sus compañeros del colegio tampoco le olvidan y decenas de dibujos, corazones, peluches y dedicatorias adornan una de las entradas del centro para recordar cada día, tal y como los niños plasmaron en una gran pancarta que estará «siempre en nuestros corazones». De eso no cabe duda. La valentía y el carisma del pequeño ha conquistado a todos aquellos que pudieron conocerle, saber de su caso o disfrutarle en algún momento.

La historia del pequeño Alberto

Alberto fallecía el pasado martes después de un año luchando contra el linfoma de Burkkit que padecía. Hace poco menos de un mes, el pequeño se sometía a un tratamiento experimental en el Hospital Infantil Universitario Niño Jesús de Madrid aunque sin éxito. Era la última esperanza después de haber intentado buscar un donante de médula para lo que movilizaron a cientos de personas a través de las redes sociales.

A pesar de que no se consiguió, la familia no cedió y se probó entonces con el plan B: sus propias células madre. Un tratamiento que en un principio pareció funcionar e incluso fue dado de alta en el hospital. Sin embargo, el pequeño recayó de nuevo y la última esperanza estaba puesta en ese medicamento experimental que tampoco fue como se esperaba.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios