Borrar
Muestra de superbacteria. Reuters
Japón alerta de una bacteria «carnívora» y mortal que podría llegar a España

Japón alerta de una bacteria «carnívora» y mortal que podría llegar a España

El estreptococo, que se transmite por heridas o por contagio aéreo y táctil, afecta a personas entre 30 y 50 años y ocasiona fallos multiorgánicos

Miércoles, 20 de marzo 2024, 10:12

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

Una herida en las extremidades o el estornudo de un portador, es la puerta de entrada de una bacteria que se ha cobrado cientos de vidas en Japón, el país donde se han documentado sus estragos. Al ingresar al torrente sanguíneo o al líquido cefalorraquídeo se dispersa por los órganos y causa fallos multiorgánicos y necrosis en los tejidos musculares, informa el Ministerio de Salud japonés. Esa desintegración de los músculos hace que se conozca a este agente patógeno como «carnívora».

Resulta mortal para un tercio de los diagnosticados con el síndrome del 'shock tóxico estreptocócico' (STSS por sus siglas en inglés). Causada por varias cepas de 'streptococcus pyogenes', el año pasado se produjeron 941 decesos. La mayoría en personas entre los 30 y los 50 años. Estos primeros 80 días de 2024 ya rozan los 400, lo que activó las alarmas sanitarias en el país asiático, que prevé un récord de fallecimientos.

¿Podría llegar a España? «Como se trata de un agente infeccioso, las probabilidades de propagación son altas», asegura Patricia Guillem, catedrática de Epidemiología, Salud Pública y Medicina Preventiva de la Universidad Europea. «Según la OMS, desde el 2022 las cifras han ido en aumento y países como Francia, Irlanda, Países Bajos, Suecia y Reino Unido registraron un aumento de los casos de enfermedad invasiva por este tipo de estreptococo (del grupo A). No solo Japón ha declarado su preocupación, también Estados Unidos».

Los primeros síntomas no son alarmantes: dolor de garganta, fiebre, diarrea, vómitos y letargo. Cuando se agrava, llega al colapso del sistema nervioso

La entrada del patógeno también puede seguir el patrón de otras infecciosas. «Las vías de contagio, aunque todavía se deben esclarecer con mayor precisión, se apunta a estornudos, tos o contacto con heridas», explica Guillem. «Una vez que la bacteria ingresa en nuestro organismo, se extiende en profundidad por tejidos internos y la sangre, pudiendo afectar a cualquier órgano o músculo».

No se espera, sin embargo, un escenario como el que han producido enfermedades como el ébola. «La de esta enfermedad no es comparable a la transmisibilidad ocasionada por el virus del ébola», aclara Guillem. «Además, que sea una bacteria facilita que haya tratamiento antibiótico que administrar, en cuanto se sospeche de la misma».

Mascarillas, otra vez

Los primeros síntomas no son alarmantes: dolor de garganta, fiebre, diarrea, vómitos y letargo. Cuando se agrava, se suman insuficiencia hepática o renal, dificultad respiratoria, coagulación intravascular, inflamación de los tejidos blandos, erupción en la piel y colapso del sistema nervioso, indica el Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas de Japón (NIID), que mantuvo que no podía explicar aún «las formas fulminantes» con las que ataca la bacteria. Una hipótesis es que la infección por coronavirus durante la pandemia hace que los pacientes sean más vulnerables. «La atención sanitaria de los afectados debe ser intensiva bajo vigilancia médica y administración de antibióticos y otros medicamentos», sostiene Guillem. «Las medidas recomendadas son extremar la higiene de manos, evitar lugares con aglomeraciones y hacer uso de la mascarilla».

«No es usual que países como Japón den este tipo de alarmas», afirma una experta española

El NIID decidió «difundir la información de la situación actual» de esta «enfermedad infecciosa altamente mortal caracterizada por una progresión rápida y dramática». «No es usual que países como Japón den este tipo de alarmas», mantiene Guillem. «Todos los países habían infradeclarado sus casos de otras enfermedades infecciosas durante la pandemia. Pero se evidencian notables aumentos».

Los responsables de salud pública japoneses sospechan que el incremento de casos mortales se debe a la llegada de una cepa nueve veces más tóxica desde Reino Unido. «Normalmente, la aparición de una nueva enfermedad es de tipo multifactorial», dice Guillem. «Por ejemplo, el cambio climático y la acción humana sobre el ecosistema propicia la exposición a nuevos microorganismos». La letalidad de la bacteria carnívora podría sumarse a esta lista.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios