Borrar
El método infalible para dormir bien en pareja

El método infalible para dormir bien en pareja

Dormir juntos sigue siendo algo casi 'sagrado'... aunque desde el punto de vista práctico deja mucho que desear: en general, se duerme peor

Jueves, 8 de febrero 2024, 19:29

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Laura Morán, psicóloga, terapeuta familiar y de pareja y sexóloga, considera que el hecho de que una pareja duerma en la misma cama tiene una función: «Pasar un poco de tiempo solos, porque en la sociedad actual, con la agenda que llevamos, muchas veces es el único momento que tenemos para estar en el mismo espacio». Por eso sigue siendo algo casi 'sagrado'... aunque desde el punto de vista práctico deja mucho que desear: en general, se duerme peor. Las diferencias entre uno y otro hacen que a veces el descanso sea difícil o imposible: ronquidos, apneas, pesadillas, movimientos voluntarios o involuntarios, la costumbre de cruzarse en la cama, el calor o el frío, la cantidad de luz que debe haber en la habitación... son los 'clásicos' que impiden que dos personas duerman bien juntas.

Así que la ciencia ha determinado que, cuando descansamos en pareja, pasamos la mayor parte de la noche de espaldas uno al otro, algo que confirma que necesitamos nuestro espacio. Y también que los movimientos que hacemos al dormir aumentan hasta un 50% el riesgo de que nuestros compañeros de cama sufran algún trastorno de sueño, según un estudio de la universidad de Surrey (Reino Unido).

Así que dormir separado, lo que se llama 'divorcio durmiente', no es mala idea en absoluto. Pero, como mucha gente no se atreve a dar el paso –porque también es cierto que dormir con la pareja produce sensaciones de bienestar y protección, debido a la oxitocina que segregamos–, hay trucos que las parejas que quieren seguir compartiendo cama pueden usar para descansar mejor.

Colchones unidos

Esto lo hemos visto mucho en hoteles, porque, de momento, en nuestro país la cama 'de matrimonio' de toda la vida es un único colchón de más de 1,35 (ahora hay camas de hasta dos metros). El caso es que, para que ambos miembros de la pareja descansen bien, muchas veces es mejor dividir el espacio y usar dos colchones más pequeños unidos, cada uno de ellos ajustado a las necesidades de dureza de cada cual, a su peso y a sus preferencias. Con este pequeño cambio, el 'sueño inquieto' que hace dar muchas vueltas a alguna gente (y que martiriza al otro) se puede calmar.

Ropa de cama propia

Es el llamado método escandinavo de sueño para dormir bien juntos. Consiste en que, en una misma cama, se pone una sábana bajera, pero cada cual tiene sábanas, edredones y mantas propios... Así se termina con las peleas nocturnas por el frío y el calor y se 'delimita' para cada cual un espacio propio, de modo que ninguno quede arrinconado. Los expertos consideran que esta maniobra reduce un 30% las interrupciones del sueño generadas por movimientos del otro o propios (debidos a la incomodidad). Ah, y si no nos gusta la estética, cuando no estemos durmiendo podemos echar un cobertor sobre todo.

¿Conviene irse a la misma hora a dormir?

Más de la mitad de los adultos que han empezado a dormir separados admiten descansar mejor y hasta más tiempo... 37 minutos más que juntos, según una encuesta realizada por SleepFoundation.org en EEUU. Y una de las causas es que así cada cual se va a dormir a la hora que más se ajusta a sus necesidades y ya no se despierta si el otro lo hace más tarde, algo clave si tenemos en cuenta que la mayor parte del sueño profundo ocurre en el primer tercio de la noche.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios