Borrar
Franz Beckenbauer muestra sus viejas botas en una imagen de archivo. Reuters
Homenaje al eterno Beckenbauer en la inauguración de Múnich
Eurocopa 2024

Homenaje al eterno Beckenbauer en la inauguración de Múnich

Heidi, la viuda del Kaiser, recogerá en su nombre el trofeo Henri Delaunay que corona a los campeones de la Eurocopas

Ignacio Tylko

Enviado especial a Múnich

Jueves, 13 de junio 2024, 18:30

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El recordado Franz Beckenbauer, leyenda del fútbol universal que falleció el pasado 7 de enero, será homenajeado en la ceremonia inaugural de la Eurocopa 2024 que tendrá lugar este viernes en Múnich antes del partido entre Alemania y Escocia que dé el pistoletazo de salida del torneo continental. El 'Kaiser' recibirá el tributo cuando salte al terreno de juego del Allianz Arena su viuda Heidi para recibir en su nombre el trofeo Henri Delaunay, el mismo que el 14 de junio será alzado por el equipo que se corone campeón en el Olímpico de Berlín.

A Heidi la acompañarán en la entrega de la copa los dos capitanes vivos de las selecciones germanas campeonas de Europa: Bernard Dietz (1980) y Jurgen Klinsmann (1996). Tal y como pone de manifiesto la UEFA, se trata de representar a los tres equipos alemanes que han levantado este título desde que existe el torneo en 1960.

Beckenbauer fue el capitán de Alemania Occidental en la Eurocopa de 1972, en la que ganó el torneo al derrotar en la final a la Unión Soviética, y participó en el triunfo en el Mundial de 1974. Además, condujo a la 'Mannschaft' como técnico al título en el Mundial 1990. También jugó en el histórico Bayern de Múnich ganador de tres Copas de Europa seguidas entre 1974 y 1976. Allí logró, además, cinco Bundesligas, cuatro como futbolista y una como entrenador, y dos Balones de Oro.

También presidió su amado club bávaro y el pueblo germano recuerda su enorme labor al frente de la organización del Campeonato del Mundo de 2006, un ejemplo de las cosas bien hechas. Adelantado a su tiempo como defensor y futbolista eterno, Beckenbauer murió a los 78 años en su domicilio mientras dormía, en paz y rodeado de su familia, según informaron la propia Heidi y sus hijos mediante un comunicado que emitieron en conjunto tras su pérdida.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios