Borrar
El bar del parque de Salesas. SH
El bar de parque 'a estrenar' y con terraza en Salamanca que reabre a mitad de precio

El bar de parque 'a estrenar' y con terraza en Salamanca que reabre a mitad de precio

Adjudicada la gestión de la cafetería de Salesas, que llevaba casi tres años cerrada y había salido a concuros varias veces: el nuevo titular pagará 4.600 euros al año

Félix Oliva

Salamanca

Sábado, 1 de junio 2024, 17:53

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El bar de parque de Salamanca que llevaba cerca de tres años cerrado ha encontrado al fin quien lo abra. El chiringuito de Salesas, de titularidad municipal, ha sido al fin adjudicado tras varios intentos y desde ya será explotado por un nuevo hostelero que abrirá una cafetería que, por otro lado, está totalmente a estrenar y cuenta con terraza, dos atractivos de cara a la temporada de verano.

El Ayuntamiento de Salamanca acaba de formalizar el contrato para la explotación de la cafetería del parque de Salesas, uno de los bares municipales repartidos por zonas verdes de toda la ciudad. El nuevo titular, Virtual Street, es una de las dos ofertas presentadas y se lo lleva al ofrecer un canon de 4.601 euros por cada uno de los seis años previstos de duración de la concesión.

El contrato ha sido formalizado el pasado 24 de mayo, aunque ha sido publicada la decisión este viernes, habiendo depositado el nuevo titular una garantía de más de 3.000 euros.

El nuevo titular se ha hecho con el negocio por mucho menos de lo que se pedía inicialmente. La explotación de este establecimiento salió a concurso en marzo de 2023, quedó desierto, y volvió a licitarse en agosto sin éxito. Entonces se fijó un tipo de 8.500 euros al año que no atrajo a nadie.

Para la nueva licitación, abierta entre enero y febrero de este año, se decidió rebajar un 50% el tipo mínimo anual, dejándolo en 4.000 euros, no sujeto a IVA, que siempre puede ser mejorado al alza, pero sin posibilidad de prórroga.

Cerrado casi tres años

Este establecimiento lleva cerrado desde 2022 cuando finalizó el contrato y se llevó a cabo una importante reforma para acondicionarlo. En ese momento, fue dotado por completo con equipamiento de hostelería, que el nuevo inquilino estrenaría porque no ha sido utilizado.

La cafetería tiene 115 m2, 80 de los cuales son de espacio para los clientes, una barra y baño público, además de espacio exterior para poner terraza. Está en un lugar agradable, como es el parque de Salesas, pero no había despertado el interés de nadie hasta ahora. El canon establecido incluye el importe de la tasa por ocupación de terrenos de uso público con mesas y sillas para la terraza.

Esta era una de las cafeterías municipales pendientes de concesión desde hace meses y que se han ido adjudicando justo cuando llega la temporada de verano. La última en hacerlo fue la del parque de La Alamedilla, que sufrió una importante reforma que ha cambiado por completo su aspecto.

Las próximas deben ser las del parque Elio Antonio de Nebrija, que lleva meses en licitación; y la del parque de los Jesuitas, que está en obras desde hace semanas. Para ambas existen ofertas y está a punto de resolverse el concurso.

Parque Jesuitas

En este último caso, se va a reformar por completo tras lo ocurrido meses atrás, cuando el Ayuntamiento decidió resolver de forma fulminante el contrato al encontrarse el establecimiento en mal estado. En una inspección rutinaria se detectaron falta de limpieza y mantenimiento y el consistorio decidió cortar por lo sano.

Se resolvió el contrato con la empresa concesionaria, que había pujado por el lugar y tenía vigencia por seis años de los que sólo llevaba uno, y por el que pagaba 10.000 euros de canon al año. Tras lo ocurrido, se ha iniciado una reforma para adecentar el local, que incluye pintura exterior, cambio de rótulos y rehabilitación interior, nuevas salidas de humos...

El contrato ya ha salido a licitación por un precio bastante inferior. Este mes de abril se ha decidido sacar el local por 6.000 euros/año (exento de IVA), incluyendo la terraza hasta 150 metros, pero ampliable.

La tasa incluye esa superficie, pero también la opción de ampliarla usando dos espacios de 328 y 150 metros cuadrados en zonas ajardinadas anejas. En total, más de 500 metros cuadrados que son el principal argumento del local, además de la proximidad a la pista donde se organizan bailes de mayores.

El asunto está pendiente de resolver porque el consistorio reclamará los gastos de reforma que sean achacables a la anterior concesionaria ya que, aunque el local es municipal y es el ayuntamiento el que tiene que mantenerlo, el concesionario se dedica a la explotación y tiene que conservarlo en condiciones adecuadas.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios